Al Fatah vuelve a celebrar su aniversario en Gaza seis años después del triunfo de Hamás
Un joven ondea una bandera palestina durante la celebración de este viernes en Gaza - reuters

Al Fatah vuelve a celebrar su aniversario en Gaza seis años después del triunfo de Hamás

«Nos encontraremos pronto», promete Abbás en un mensaje telefónico a las miles de personas congregadas en la plaza Al Saraya. El presidente palestino hace un llamamiento a la «unidad nacional»

Actualizado:

Cientos de miles de seguidores del partido Al Fatah acudieron este viernes en Gaza a la conmemoración del 48 aniversario de esta formación, que se celebra por primera vez en la franja mediterránea desde que Hamás tomó el poder de la misma en 2007, según dirigentes de la facción palestina.

El presidente palestino, Mahmud Abbás, prometió a los cerca de un millón de personas -según los organizadores- reunidas en la plaza Al Saraya que les verá «pronto», y aseguró que no hay alternativa a la unidad y la reconciliación de las facciones palestinas. Abbás destacó, en un mensaje transmitido vía telefónica, que la celebración es «un acto significativo para conseguir la unidad y la reconciliación palestina».

Por primera vez desde junio de 2007, Hamás concedió el permiso a los dirigentes de Al Fatah para organizar los festejos. La celebración ha sido posible gracias al nuevo ambiente surgido entre ambas facciones desde la ofensiva israelí en Gaza de noviembre, que ha traído constantes gestos y declaraciones en favor de la unidad interpalestina, negociada sin éxito desde hace años. El lema del festejo ha sido «Estatalidad y victoria», en referencia al reciente reconocimiento de Palestina como Estado observador en la ONU.

Al Fatah quería conmemorar la efemérides en la plaza Al Katiba, la misma en la que lo hizo Hamás en su 25 aniversario, pero el gobierno de Hamás en la franja se negó alegando cuestiones de seguridad, lo que llevó incluso a anunciar durante unas horas la cancelación de los actos. El último acto que Al Fatah organizó en Gaza (en noviembre de 2007, aniversario de la muerte de Arafat) fue multitudinario, pero acabó ensangrentado, con siete muertos -en su mayoría, simpatizantes de Al Fatah- en enfrentamientos entre Policía y participantes. Esta vez, Al Fatah se ha encargado plenamente del evento, incluida la seguridad.

Llamamiento a la unidad

En camiones, coches, motocicletas y a pie decenas de miles de seguidores de Al Fatah llegaron a la plaza, decorada con cientos de banderas amarillas del partido fundado por Yaser Arafat en enero de 1965 y en la que desde el jueves por la noche se reunieron miles de palestinos procedentes de todas las partes de la franja.

Una delegación de dirigentes de Al Fatah llegó el jueves a Gaza para participar en la celebración. Entre ellos, Abdul Aziz Shahen, conocido como Abu Ali, uno de los fundadores de Al Fatah, que entró en Gaza a través del paso de Rafah, fronterizo con Egipto, por primera vez en cinco años. Junto a él también accedieron a la franja el miembro del Comité Central de Al Fatah y exjefe de seguridad de la Autoridad Palestina, Yibril Al Rajub, además del portavoz de la facción en Cisjordania, Osama Al Kauasmi.

«Nos encontraremos pronto y estrecharé la mano de cada uno de vosotros», dijo Abbás ante una plaza atestada de seguidores. El líder de la formación nacionalista recalcó que «el Fatah de ayer es el mismo que el de hoy» y subrayó que el partido «nació para servir al Estado de Palestina y se mantiene leal a su causa». «La unidad nacional es la base sobre la que cuentan todas las facciones palestinas», dijo Abbás, añadiendo que, además de conseguir la unidad, «acabar con el bloqueo israelí es otra importante prioridad para hacer libre a la Franja de Gaza, y que ésta se una a todos los territorios palestinos libres».

En los últimos días, dirigentes y militantes de Al Fatah en Gaza habían trabajado intensamente para preparar para la celebración en la plaza de Al Saraya, donde se encontraba el antiguo cuartel general de la seguridad de la ANP cuando gobernaba la franja, hoy en ruinas tras ser bombardeado en varias ocasiones por Israel.