Marilyn Monroe junto al español José Bolaños, en 1962
Marilyn Monroe junto al español José Bolaños, en 1962 - ABC

El gran festín de los Globos de Oro

Es la única entrega de premios de Hollywood en la que se sirve la cena. Este año habrá ensalada de estilo asiático, trucha con ajo y patatas a la sal y dulces variados. Las estrellas del cine, dispuestas a ponerse las botas

Los ÁngelesActualizado:

Aunque la mayoría de las entregas de premios cuentan con una cena estilo bufé, en los Globos de Oro los premiados, nominados y acompañantes se sientan en mesas donde les sirven champan y una cena de tres platos, mientras el presentador Ricky Gervais anima la velada con su batuta cómica.

El chef Try N. Thomps presenta su segundo plato: trucha
El chef Try N. Thomps presenta su segundo plato: trucha- AFP

En la ceremonia número 73 de los Globos de Oro, la cuadragésima consecutiva en elHotel Beverly Hilton, los comensales, entre los que destacan Leonardo Di Caprio, Cate Blanchet, Eva Longoria y Jennifer Lawrence, disfrutarán de un menú creado por el chef de Los Ángeles, Troy N. Thomps. Las estrellas comenzaran el festín con una ensalada fusión de inspiración asiática, compuesta de berenjena, bok choy, rábano daikon y salsa de jengibre. De segundo disfrutaran de trucha con ajo y patatas a la sal, para terminar con una variedad de dulces ideados por la mano del chef de pasteles Thomas Henzi. Los organizadores de los premios y el Beverly Hilton llevan agasajando juntos a sus invitados desde su primera gala en 1955, cuando para darles la bienvenida eligieron trompetistas uniformados, elefantes de color rosa y modelos en bikini.

Fiestas y escándalos

La unión entre los Globos de Oro y el Beverly Hilton forma parte de la leyenda viva de Hollywood. Un hotel de cuatro estrellas que cuenta en su historia con un manojo de suculentos escándalos. Entre sus muchos secretos aireados se dice que en 1960 el presidente John F. Kennedy aterrizó con su helicóptero en el techo del hotel para encontrarse con Marilyn Monroe. Años después, en 1999, nadie se sorprendió cuando policías encubiertos como empresarios japoneses descubrieron en el Hilton una red de prostitución operada por la «madame» de Hollywood, Heidi Fleiss, que involucró a varios actores, entre ellos Charlie Sheen.

Otros de los platos de la cena
Otros de los platos de la cena- AFP

También en 1999 la actriz Angelina Jolie saltó a la piscina del hotel con ropa de gala haciendo honor a la promesa que había hecho de tirarse vestida si ganaba un Globo de Oro por «Gia». En el 2008 un fotógrafo pilló al entonces candidato a la presidencia John Edwards con su amante Rielle Hunter en una suite del Hilton, fotos comprometedoras que acabaron con sus aspiraciones políticas y por supuesto con su matrimonio. Y hace cuatro Whitney Houston murió intoxicada en la bañera de una de sus habitaciones.