GTRES

Del vestido de Gracia de Mónaco al de Alessandra de Osma

El tan esperado vestido de la novia desilusionó por ser prácticamente una replica del que lució Gracia de Mónaco

MADRIDActualizado:

La boda religiosa de Alessandra de Osma y Christian de Hannover tuvo lugar ayer en la basílica de San Pedro de Lima (Perú). El tan esperado vestido de la novia desilusionó por ser prácticamente una replica del que lució Gracia de Mónaco en su enlace con el Príncipe Raniero, el 19 de abril de 1956: de encaje blanco, con escote ilusión y manga larga, firmado por Helen Rose. El modelo de Sassa de Osma también se asemejaba al que llevó Catalina de Cambridge en su casamiento con Guillermo de Inglaterra, el 29 de abril de 2011 y que fue obra de Sarah Burton para McQueen. Teniendo en cuenta que el autor del vestido de Sassa de Osma es el estupendo modisto español Jorge Vázquez, y que la novia suele lucir una elegancia muy actual, el resultado supo a poco. De corte princesa, con gran cola y realizado en gazar de seda doble italiana, el vestido tenía una cobertura de encaje chantilly rebordado en hilo de seda con motivos florales.

Boda de Gracia de Mónaco y el Príncipe Raineiro
Boda de Gracia de Mónaco y el Príncipe Raineiro

La diadema escogida por la novia fue la misma que llevó su ya cuñada Ekaterina Malysheva, en su boda con Ernesto Jr., hermano mayor de Christian de Hannover, en julio del pasado año. Se trata de la Tiara Floral de la Casa Hannover, que ya en su día portó en múltiples cenas de gala Chantal Hochuli, la primera esposa de Ernesto Augusto de Hannover y madre del novio.

De nuevo Mónaco vuelve a colación, ya que esta diadema también la llevó la Princesa Carolina, que aún sigue casada legalmente con el jefe de la Casa Hannover, en la cena de gala la noche antes de la boda de Federico y Mary de Dinamarca, en 2004. Está realizada en platino y diamantes y se estima que data del siglo XIX. Sus distintos motivos florales representan madreselva, hojas y ramas.

La duquesa de Cambridge el día de su boda
La duquesa de Cambridge el día de su boda

Sassa llegó a la iglesia del brazo de su padre, Felipe de Osma. Allí les esperaban el novio, ambas familias y los invitados, llegados de todo el mundo. Destacaba Alejandra de Hannover, hija de Ernesto Augusto y Carolina de Mónaco, y hermana del novio, que ofició como dama de honor. Tras la ceremonia, los invitados se dirigieron al Nacional, uno de los clubs sociales más elegantes del mundo.