Foto de archivo de Ernesto de Hannover y Carlonia de Mónaco
Foto de archivo de Ernesto de Hannover y Carlonia de Mónaco - ASOCIATED PRESS

Boda Christian de Hannover y Alessandra de OsmaEl «desaparecido» Ernesto de Hannover asistirá a la boda de su segundo hijo Christian

El exmarido de Carolina de Mónaco fue el gran ausente en la boda de su primogénito, Ernesto Jr. y Ekaterina Malysheva

MadridActualizado:

El hijo pequeño de Ernesto de Hannover y Chantal Hochuli, Christian de Hannover, contraerá matrimonio este viernes con la modelo peruana Alessandra de Osma (25), hija de la modelo Elizabeth Foy y Felipe de Osma y conocida en su entorno más cercano como Sassa, después de más de una década de noviazgo.

La pareja se comprometió hace unos días en Londres en una cena ofrecida en la casa de la madre del novio, y a la cual acudieron las dos familias y, a pesar de que viven en Madrid desde hace más de cuatro años, la ceremonia se oficiará en Perú, tierra natal de la novia. El futuro matrimonio se conoció cuando esta tenía tan solo 14 años mientras servía de guía para el príncipe en una de sus visitas a Lima.

Christian de Hannover y Alessandra de Osma
Christian de Hannover y Alessandra de Osma - Gtres

Tras los escándalos familiares que se han vivido en estos últimos tiempos en la familia, muchos eran los que apostaban por que el exmarido de Carolina de Mónaco declinaría la invitación al enlace de su segundo hijo. Sin embargo erraron, el jefe de la casa de Hannover se ha convertido en el invitado inesperado, y por lo tanto estrella, en el enlace de su segundo hijo.

Drama familiar

Recordemos que en julio de 2017, Ernesto Augusto Jr. de Hannover y Ekaterina Malysheva se dieron el «sí, quiero» en una ceremonia civil en el Ayuntamiento Nuevo de Hannover ante 30 invitados y al día siguiente ante 500 testigos en una unión religiosa en el castillo de Marienburg.

Ernesto Junior y Ekaterina Malysheva
Ernesto Junior y Ekaterina Malysheva - Gtres

El gran ausente en el acontecimiento fue el padre del novio. Sin embargo, el hecho de que no haya participado del enlace no fue en absoluto una sorpresa: unos días atrás, Ernesto se había opuesto a la unión de manera pública, amenazando además con iniciar acciones legales contra su propio hijo. «No ha sido fácil tomar esta decisión porque también involucra a mi hijo. Pero me he visto obligado a hacerlo porque está en juego la preservación de los intereses de la casa de Hannover, incluidos valiosos bienes culturales que son propiedad de la Casa desde hace siglos», anunció en polémicas declaraciones al diario alemán «Handelsblatt». El principal miedo de Ernesto era que en caso de divorcio, la herencia de la casa Güelfa quedase en manos de la joven y su oposición al enlace implica que el matrimonio no podrá ser avalado por la Casa Real británica y los futuros hijos de la pareja no podrán optar a sus derechos dinásticos sobre el trono de Inglaterra.