GTRES | Vídeo: EP

Alcohol, drogas e infidelidad: la verdadera ruptura de Miley Cyrus y Liam Hemsworth

Lo que había comenzado siendo un separación «amistosa» ha terminado convirtiéndose en un cruce de acusaciones entre los amigos de ambos

ABC
MadridActualizado:

Miley Cyrus y Liam Hemsworth, una de las parejas más aclamadas -a la par que inestables- de Hollywood, anunciaban hace una semana su ruptura. Fue el representante de la artista quien emitió un comunicado en su nombre: «Esto es lo mejor mientras se centran en sí mismos y en sus carreras. Siguen siendo padres dedicados de todos los animales que comparten, mientras se toman este tiempo con amor. Respeten su proceso y privacidad».

El actor, por su parte, se había mantenido al margen de la situación, refugiado en la casa australiana de su hermano Chris Hemswort y y su cuñada, Elsa Pataky, viendo cómo salían a la luz las fotografías de su Miley besándose con otra mujer, la «influencer» Kaitlynn Carter, recién divorciada de Brody Jenner, hermano de las Kardashian.

No obstante, el que en pocos días se ha convertido en uno de los solteros más deseados de Hollywood, decidía romper su silencio publicado un mensaje en su cuenta de Instagram: «Hola a todos. Solo una nota rápida para decir que Miley y yo nos hemos separado recientemente y no le deseo nada más que salud y felicidad en el futuro. Este es un asunto privado y no he hecho, ni haré, ningún comentario a ningún periodista o medio de comunicación. Cualquier cita que se me atribuya es falsa. Paz y amor».

Guerra de acusaciones

Lo que había comenzado siendo una ruptura «amistosa» ha terminado convirtiéndose en un cruce de acusaciones entre los amigos de ambos, que no han hecho sino avivar la guerra entre la expareja. Los amigos de Miley cuentan al medio estadounidense «TMZ» que esta, «valientemente», hizo todo lo posible por salvar su matrimonio. Sin embargo, sostienen, la cantante no pudo soportar que «bebiera mucho» y «usara ciertas drogas», y las adicciones pasadas de la artista fueron un «factor decisivo» a la hora de tomar la decisión.

Los amigos de Liam no se mantienen al margen ante estas acusaciones y afirman que Miley está utilizando este tema como excusa para desviar la atención de los verdaderos motivos de la ruptura: la infidelidad por parte de ella. Incluso aseguran que la pareja, que se casó hace ocho meses tras diez años de relación, no se separó dos meses antes de que la exestrella Disney fuera sorprendida besándose con Carter.

La guerra imparable que ya se ha desatado entre «un bando y otro» llega después de que el actor se dejara ver con un aspecto abatido y desaliñado junto a su hermano en Byron Bay (Australia). « No saben por lo que estoy pasando», decía entonces a un periodista del «Daily Mail» Australiano. Ella, poco después, publicaba un enigmático mensaje en Instagram hablando sobre la imposibilidad de «luchar contra el cambio».