Los nidos de procesionaria en el pinar de San José de Carabanchel
Los nidos de procesionaria en el pinar de San José de Carabanchel - JOSÉ RAMÓN LADRA

Plan de choque contra la procesionaria: 150 operarios para erradicar los nidos de orugas en 15 días

Con un millón de euros de presupuesto, cuatro equipos por distrito eliminarán los bolsones en las zonas de pinos y cedros, con especial incidencia en zonas infantiles y centros escolares

MadridActualizado:

Durante quince días 150 operarios del Ayuntamiento de Madrid pondrán en marcha un plan de choque para frenar la proliferación de procesionaria. Este plan, que empezó ayer y se prolongará hasta el 10 de abril, contará con un presupuesto de un millón de euros. Entre cuatro y cinco equipos del área de Medio Ambiente y Movilidad se encargarán de retirar los bolsones de las orugas de los árboles de cada distrito. El objetivo es frenar así su ciclo de reproducción al evitar que se conviertan en mariposas y pongan huevos. Se actuará en las zonas de pinos y cedros, con especial incidencia en zonas infantiles y estanciales y entornos de centros escolares.

Para atajar esta plaga la Dirección General de Agua y Zonas Verdes del área de Medio Ambiente y Movilidad trata de erradicar los bolsones de los árboles, cuando son accesibles, y las procesiones de oruga. También instala trampas sobre los árboles para evitar los enterramientos en el suelo. En verano, también se suelen colocar trampas de feromonas para los machos. La mayor incidencia este año se debe al calor y a la falta de lluvias que han adelantado la salida de los bolsones y bajada de los árboles de la oruga procesionaria.

También puede haber favorecido la proliferación de procesionaria el hecho de que actualmente hay autorizados menos productos fitosanitarios para combatir este insecto. Además, no se realizan fumigaciones para proteger la salud de los ciudadanos y evitar los efectos negativos para el medio ambiente que pueden tener a veces estos recursos. Hasta el pasado mes de febrero no había ningún producto fitosanitario autorizado por la legislación nacional. Actualmente hay un producto autorizado que podrá utilizarse el próximo otoño por endoterapia, si es necesario, sin riesgo para el entorno y la salud de la ciudadanía.

En la actualidad, los trabajos que se realizan son fundamentalmente manuales y mecánicos, como la retirada de bolsones de los árboles y procesiones de orugas en el suelo. Pero además de estas actuaciones diarias en los parques de la ciudad, el Ayuntamiento tiene un banco de pruebas en una finca situada en Fuencarral-El Pardo donde está experimentando con varios tipos de trampas, todas ellas ecológicas, para poder implantar estos sistemas en las zonas urbanas de la ciudad.

Recomendaciones

El Ayuntamiento recuerda que hay que evitar la manipulación de las orugas e incluso acercarse a ellas, especialmente en el caso de menores, y los animales de compañía, porque son urticantes y pueden producir intoxicaciones.

Si un ciudadano ve procesionaria, además de no entrar en contacto, puede llamar al 010 para que el Ayuntamiento actúe sobre la zona, en el caso de que sea de titularidad municipal. Si el parque es privado, contará con sus gestores para que actúen.