ENTREVISTA

Martínez-Almeida, a ABC: «Para hacer una buena oposición es necesario que el partido nos apoye»

El edil preferido por Génova se alza como portavoz del PP en el Ayuntamiento gracias a diez votos de los concejales frente a los ocho de Henríquez de Luna

El sucesor de Aguirre considera que ella tomó la «decisión correcta al dimitir» tras estallar la operación Lezo

MADRIDActualizado:

El hasta ahora «número tres» del PP en el Ayuntamiento de Madrid, José Luis Martínez-Almeida (Madrid, 1975), se alzó ayer como sucesor de Esperanza Aguirre. Íñigo Henríquez de Luna, quien fue la mano derecha de la líder popular, perdió sólo por dos votos: diez ediles respaldaron a Martínez-Almeida frente a los ocho que logró Henríquez de Luna. Los dos ediles que depositaron su papeleta en blanco inclinaron la balanza en favor del azote del delegado José Manuel Calvo (Ahora Madrid) en la Comisión de Desarrollo Urbano Sostenible. «Como atléticos que somos los dos, la victoria ha sido apretada», bromeó el nuevo portavoz tras conocer el resultado. El Abogado del Estado que fue compañero de promoción de Soraya Sáenz de Santamaría responde a las preguntas de ABC desde el despacho que hace tan sólo cinco días ocupaba Aguirre.

–¿Cómo afronta esta nueva etapa? Le quedan dos años duros en la oposición...

–Me veo con fuerzas. Quedan dos años muy duros, pero estamos con fuerzas y con estos concejales que tenemos lo superamos, seguro. «El Cholo» cuando el «Atleti» ganó la Liga, que nadie se lo creía en 2014, dijo algo así como «estos chicos han demostrado una cosa, que si se quiere y se trabaja, se puede». Pues nosotros, lo mismo.

–¿Por qué creen que le han elegido sus compañeros?

–Era una elección muy difícil. Tenemos convicciones muy parecidas, llevamos en el partido bastante tiempo y hemos trabajado con Esperanza. Habrán entendido que quizá yo era más adecuado como portavoz, teniendo en cuenta que Íñigo también lo era.

–¿Qué tiene usted que no tuviera Íñigo Henríquez de Luna?

–(Silencio). Es que se lo deberíamos preguntar a los concejales, no a mí. Cuando queda un resultado 10-8 es muy difícil saber qué es lo que inclinó la balanza a tu favor. Es muy complicado. Eso demuestra lo difícil que ha tenido que ser para los concejales la elección entre Íñigo y yo. No deseo la semana que les hemos hecho pasar para pensar ellos a quién de nosotros debían votar. Veo muy difícil elegir entre Íñigo y yo, habría que preguntarles a ellos. El resultado lo demuestra.

–¿Seguirá ejerciendo también como portavoz en la Comisión de Desarrollo Urbano Sostenible?

–En principio será complicado que pueda compaginar ambas funciones. Y mira que tengo cariño a la comisión después de estos dos años y es un tema apasionante. Pero es una decisión que todavía tenemos que tomar.

–¿Henríquez de Luna ha aceptado el guante que le ha tendido de seguir como Portavoz Adjunto?

–Íñigo se ha portado como un auténtico caballero, que es lo que es. Para mí lo fundamental es que trabajemos los dos juntos, porque nos hemos compaginado muy bien estos dos últimos años y estoy seguro de que vamos a trabajar muy bien los dos siguientes. En principio va a continuar como Portavoz Adjunto. Yo apuesto por la continuidad, pero previsiblemente se va a producir la vacante en Desarrollo Urbano Sostenible y en función de eso tendremos que nombrar ahí un portavoz.

–Cuando se postuló como candidato dijo que no se iba a «tirar a la piscina sin agua», ¿Recibió alguna llamada de Génova que le impulsó a dar el salto?

–Recibí llamadas de compañeros míos concejales y me dijeron que lo pensara.

–¿Sólo le llamaron concejales?

–Sólo concejales. Lo puedo garantizar. Me dijeron que me lo planteara y por eso dije que «me tiraba a la piscina con agua». Por supuesto, cuando tomé la decisión llamé a Cristina, para comunicarle, como presidenta del Partido, que mi intención era optar a la portavocía del Grupo Municipal y la verdad es que ella estuvo muy cariñosa y me dijo que le parecía «fenomenal», como la candidatura de Íñigo, pero que lo mejor era votar entre los concejales.

–¿Se consideraba el candidato favorito de Cifuentes?

–¿El favorito de Cifuentes? Pero si hemos quedado 10-8. Si la gente dice que el Partido ha dado instrucciones, se podría decir que hay muchos concejales que no las han atendido. No ha habido ningún tipo de instrucción en realidad. El voto ha sido secreto, que eso ha sido muy importante. De verdad lo digo, no ha habido instrucciones. Y ayer Cristina delante de los 20 concejales no lo pudo dejar más claro en la reunión del Grupo. Lo dijo para que le quedara claro a todos: «No hay favoritos, sólo os corresponde a vosotros elegirlo. Además, cualquiera de los dos candidatos son buenos; la elección es muy difícil».

–El jueves Cifuentes dijo que se abría una «nueva era en el PP» y usted dice ahora que seguirán haciendo la «misma oposición que estos últimos años». ¿Cómo se conjugan ambas cosas?

Lo que he dicho es que no podemos obviar la labor de oposición que hemos hecho en los dos últimos años, y que es una labor de oposición en unos tiempos muy difícil para el Partido Popular; tan difíciles como los dos años que lleva Cristina Cifuentes al frente del Gobierno de la Comunidad de Madrid, que también tiene un mérito enorme. Ahora, obviamente, ha habido un cambio de portavoz y, como es evidente, la oposición no va a ser la misma. Pero simplemente porque ya no está una figura que para mí sigue siendo una referencia, como es Esperanza Aguirre. Y a esta realidad nos tenemos que adaptar todos. Pero lo que son los fundamentos de la labor de oposición, yo considero que lo hemos hecho muy bien en estos dos años. Y claro que debemos mejorarlo, porque se debe mejorar siempre y hay que mirar al futuro, está claro.

-Entonces, ¿qué es para usted «abrir una nueva era en el PP»?

Después del último congreso, en el que la presidenta fue elegida por primarias, hay una dirección completamente nueva y se están estableciendo unos nuevos criterios y el Grupo Municipal, desde luego, va a participar en el nuevo proyecto del PP en Madrid, como no podía ser de otra manera porque lo que los ciudadanos no nos van a perdonar es que aquí funcionásemos de manera separada. Para que nosotros podamos hacer una buena labor de oposición es necesario e indispensable estar con el partido y que el partido nos apoye.

–¿Se considera «Aguirrista»?

–Desde luego, para mí, Esperanza Aguirre ha sido un referente. He trabajado prácticamente estos últimos diez años con ella.

–¿Eso es un «sí»?

–(Silencio). No. Yo me considero del Partido Popular. Yo no creo en las etiquetas de «aguirrista» o «no aguirrista»... Yo me considero del Partido Popular y dentro del PP, he trabajado los últimos diez años con Esperanza y para mí es un referente político, no lo puedo negar. Pero es un referente político y personal por la relación que yo he tenido con ella.

–¿Qué hubiera hecho usted en el lugar de Aguirre después de destaparse la operación Lezo?

–Yo creo que Esperanza ha hecho un acto de generosidad como por ahora no se ha hecho en la política española, que es dimitir sin tener ningún indicio en su contra, sin tener ninguna irregularidad y, por supuesto, sin que se haya incoado ningún tipo de procedimiento judicial contra ella. Y yo creo que es un acto de generosidad en la política española, que ha tenido muy pocos precedentes y que se reconocerá en el futuro.

–¿Usted también hubiera dimitido?

–Creo que tomó la decisión correcta.

–¿Pondría la mano en el fuego por los 20 concejales con los que comparte bancada?

–Por este grupo al fin del mundo. Por eso me he presentado.

–¿Qué le diría a un madrileño para que vuelva a confiar en el PP después de todos los casos de corrupción que se han cebado con Madrid: Púnica, Lezo y Gürtel.

–Primero, pedir perdón por todos los casos de corrupción. Eso es indudable. Segundo, poner todas las medidas posibles para evitar que se vuelvan a producir los casos de corrupción. Y tercero, recordar cuáles han sido las políticas del Partido Popular estos últimos 30 años, que han supuesto una transformación, un impulso y un avance, tanto para la Comunidad como para el Ayuntamiento, como no se había producido anteriormente. Estas políticas no serán tan malas cuando después del desgaste del poder de 30 años y después de los casos de corrupción, en nuestro momento más malo, seguimos siendo el partido más votado en las municipales de 2015, en las autonómicas de 2015 y hemos aumentado votos en las dos últimas elecciones generales. Es decir, los madrileños van a acabar distinguiendo entre lo que son casos de corrupción, que lamentamos y para los que tenemos que poner todos los medios para prevenirlos, de lo que son las políticas del PP. Y a nuestros adversarios no les molesta tanto la corrupción, sino nuestras políticas.

–¿Cómo piensa recuperar tantos votos perdidos en Madrid capital?

–Trabajando. Es la única receta que conozco para este caso para conseguir recuperar la confianza de aquellos que nos votaron masivamente durante tantos años y a los cuales estoy convencido de que podemos volver a convencer de volver a votar al PP. Porque lo hemos hecho varias veces y lo volveremos a hacer. Nuestras políticas se han demostrado las mejores para Madrid.

-En el último Pleno usted mencionó que está convencido de que el PP ganará las elecciones en 2019.

–Sin lugar a dudas.

–¿Significa eso que se postula ya como candidato?

–Ni mucho menos. A mí me es indiferente quién será el candidato en 2019. A mí lo que me importa es que el PP gane las elecciones en 2019. No estamos en un proyecto de personas, sino de partido.

–¿Cómo les sentaría que el Grupo Municipal que se eligiese a un candidato ajeno a los 21 concejales?

–Es que solo pienso en mañana. No llevo más que unas horas como portavoz. Tengo muchísimos deberes encima de la mesa y lo único que pienso es en mañana, como para pensar en quién será el candidato.

–Faltan dos años y ya apuntan a que Casado podría ser el candidato. ¿Qué le parece Pablo Casado como próximo alcalde de Madrid?

–Me parece que cualquier candidato que ponga el Partido Popular va a estar a la altura de ganar la alcaldía de Madrid gracias, en gran parte, al trabajo del Grupo Municipal y del PP de Madrid.

–¿Pero le gustaría ver a Pablo Casado o a Soraya Sáenz de Santamaría como alcalde o alcaldesa de Madrid?

–Me gustaría ver a cualquier candidato del PP. El que sea.

–Como atlético declarado que es, ¿qué pronóstico hace para la semifinal madrileña en Champions del próximo martes?

–Por mí, empate 0-0 y que se decida en el último partido de Champions en el Calderón. Lo único que pido es que no se decida en el minuto 93.