Vecinos de Pinet tras regresar al pueblo
Vecinos de Pinet tras regresar al pueblo - EFE
Valencia

Desalojados por el incendio de Llutxent regresan a sus casas a evaluar la catástrofe

El Ayuntamiento pide al Gobierno ayudas de emergencia para zona afectada

VALENCIAActualizado:

Los vecinos que fueron desalojados por el incendio que ha afectado a siete municipios valencianos han empezado a regresar a sus casas para evaluar los daños particulares de esta catástrofe. Es el caso, por ejemplo, de las urbanizaciones Montepino, Montesol y Las Cumbres de Gandía.

Según ha informado el Ayuntamiento de Gandía en un comunicado, los residentes han podido conocer el estado de sus residencias tras los efectos del fuego, que ha arrasado 965 hectáreas en este término municipal y ha afectado a unas 40 viviendas.

Su primer contacto con sus hogares lo han realizado acompañados por un miembro de la Policía Local, una psicóloga de Cruz Roja y un arquitecto, en el marco de una operativa iniciada por el Ayuntamiento con la autorización del Punto de Mando Avanzado del Cecopal (Centro de Cooperación Operativo de Emergencias Locales).

Desde las ocho de la mañana de este viernes y hasta las 20 horas continuarán estas visitas para los residentes que no hayan podido acudir a conocer el estado de sus hogares.

El Ayuntamiento ha habilitado el Espai Baladre y a la Casa de Cultura donde serán atendidos y se les dará turno, y solo podrá acudir una persona por vivienda.

Desde allí, serán desplazados con vehículos de la Cruz Roja hasta la rotonda de Xauxa, desde donde con un vehículo policial, una psicóloga y un arquitecto serán trasladados a la vivienda, han indicado las mismas fuentes municipales.

Ayudas especiales

El Ayuntamiento de Llutxent ha acordado, por unanimidad de los grupos municipales, solicitar al Consejo de Ministros que declare como "zona afectada gravemente por una emergencia de protección civil" el área arrasada por el incendio iniciado el pasado lunes en este término municipal.

El acuerdo fue adoptado en un pleno extraordinario urgente y extraordinario convocado en la noche de estejueves, y el consistorio pide asimismo "ayuda y auxilio a todas las administraciones públicas para poder paliar y reparar" la situación en la que ha quedado la zona afectada, unas 1.210 del total de 3.270 hectáreas que ha arrasado el incendio, que se encuentra ya estabilizado.

Llutxent se suma así al municipio valenciano de Gandia, que el pasado miércoles acordó también pedir al Gobierno la declaración de zona de emergencia, y que se concedan ayudas económicas a particulares por daños en vivienda habitual y en seres de primera necesidad y a las corporaciones locales por gastos derivados de "actuaciones inaplazables".

Afectados en los accesos por carretera a Llutxent EFE
Afectados en los accesos por carretera a Llutxent EFE

Gandia también solicitó ayudas a personas físicas o jurídicas que hayan llevado a cabo la prestación personal o de bienes, ayudas para establecimientosindustriales, mercantiles y de servicios, por daños en producciones agrícolas, ganaderas, forestales y de acuicultura marina, y subvenciones por daños en infraestructuras municipales y red viaria provincial.

Los militares se retiran

La Unidad Militar de Emergencias (UME) se ha retirado de las tareas de extinción del incendio de Llutxent (Valencia), que se prevé dar este viernespor controlado, según ha señalado el teniente coronel de esta unidad, Rafael Dengra.

Al respecto, ha explicado, en una entrevista en RNE recogida por Europa Press, que se prevé controlar el fuego lo largo del día. Dengra ha admitido las dificultades a las que han tenido que hacer frente los efectivos desplazados en la zona a lo largo de la semana para controlar el fuego. "El miércoles se descontroló por las condiciones meteorológicas y hubo que tomar decisiones importantes como desalojar zonas que luego se calcinaron, lo que demostró que fue lo correcto", ha añadido.

El máximo responsable de la UME se ha referido, también, al envío de efectivos para participar en el extinción del fuego en el sur de Portugal y que previamente estuvieron presentes en los de Grecia.