Dos jóvenes contemplan el cartel de la polémica campaña en las calles de Zamora
Dos jóvenes contemplan el cartel de la polémica campaña en las calles de Zamora - M. ÁLVAREZ
Sociedad

Zamora no frena la campaña de chistes machistas contra la violencia de género

Partidos y asociaciones se muestran en contra de la polémica publicidad y sus frases supuestamente jocosas

ZamoraActualizado:

Los tres chistes machistas que ilustran la campaña contra la violencia de género del Ayuntamiento de Zamora -que preside Francisco Guarido, de IU- se seguirán viendo en las calles de la ciudad hasta el próximo día 25 de noviembre, Día Internacional contra la violencia hacia las mujeres. El Consistorio zamorano no dará marcha atrás en su campaña, con la que ha pretendido llamar la atención sobre las supuestas bromas de mal gusto, para lo que ha colocado en espacios públicos carteles que, sobre un fondo negro, muestran en letra grande frases machistas supuestamente jocosas. Debajo de ellas, en tipografía más pequeña, aparece la leyenda de la campaña: «La violencia hacia las mujeres no es un chiste. No seas cómplice».

La concejala de Igualdad, la presidenta del Consejo de la Mujer, la autora de la campaña y la concejala de Cultura, durante la presentación
La concejala de Igualdad, la presidenta del Consejo de la Mujer, la autora de la campaña y la concejala de Cultura, durante la presentación - M. A.

La difusión, aprobada en el seno del Consejo Municipal de la Mujer pero con el rechazo de algunas de las asociaciones y grupos políticos presentes en ese organismo de participación ciudadana, la defendió ayer la presidenta del Consejo y concejala de IU en el Ayuntamiento, Laura Rivera (esposa de Guarido), que admitió que los chistes «escandalizan» y que era consciente de que se podría generar polémica, pero lo que buscan es «que se hable del gravísimo problema social» que supone la violencia machista. La edil explicó que la campaña toma como referencia chistes que contados en una reunión de amigos o en la barra de un bar «hasta pueden provocar risa», pero vistos en los carteles colocados en distintas calles de la ciudad «escandalizan por su crudeza, crueldad y machismo».

Ocho soportes

Los carteles se pueden ver en ocho soportes publicitarios en el centro de Zamora y muestran alguna de las tres frases machistas y supuestamente jocosas elegidas para la campaña. Rivera defendió la campaña porque invita a hablar, pensar y debatir, ya que «lo que no queremos hacer es llevar violetas a la tumba» de las cincuenta mujeres muertas este año víctimas de violencia de género. La publicista de la agencia Touché autora de la campaña, Esther Antón, llamó la atención sobre algunas manifestaciones machistas que no se ven o están socialmente aceptadas y entre ellas mencionó el humor como forma de «normalizar el machismo, que es la raíz de la violencia hacia las mujeres». Por ello, la campaña quiere lanzar el mensaje de que la violencia no es un chiste.

Un mensaje «frívolo» para una terrible lacra

La campaña cuenta con el rechazo, entre otros, de la asociación de mujeres en igualdad de Zamora, la asociación zamorana de mujeres empresarias, el PP, Ciudadanos o Podemos. Así, el Grupo Popular tachó la campaña de «completamente sectaria e impuesta por el equipo de Gobierno sin tener en cuenta las opiniones» de las distintas asociaciones y grupos políticos . Su portavoz, Clara San Damián, señaló que «la violencia de género debe ser tratada con el mayor rigor y evitar las polémicas innecesarias».

Ciudadanos de Zamora tildó de «desafortunados» los carteles por «el mensaje frívolo sobre una terrible lacra». Han buscado la polémica con una fórmula agresiva en un tema en el que todos deberíamos ir de la mano», apuntó. Por su parte, el Grupo Podemos Feminismos Zamora se preguntó si resulta «eficaz» ese tipo de publicidad y si puede usarse el humor en publicidad contra la violencia.