EFE | Vídeo EP

Urkullu muestra su «preocupación» por Cataluña y emplaza a Torra y Sánchez a buscar «el bien común»

El lendakari añade que ni él ni su gabinete pueden decir a nadie lo que tiene que hacer

BilbaoActualizado:

El lendakari, Iñigo Urkullu, emplazó este miércoles a los Gobiernos catalán y estatal a «recuperar el liderazgo político e institucional» y a «asumir la responsabilidad de adoptar decisiones en busca del bien común» para solucionar «los problemas de Cataluña». Durante su intervención en el 'Fórum Europa. Tribuna Euskadi', el líder nacionalista mostró su disposición «absoluta» a facilitar el acuerdo, si bien ha añadido que ni él ni su gabinete pueden decir a nadie lo que tiene que hacer.

Urkullu, que participó este miércoles en el encuentro celebrado en Bilbao por Nueva Economía Forum, inicidió en que la situación política que se vive en la actualidad en Cataluña «es de extrema preocupación». «Espero que tanto las instituciones políticas catalanas como las españolas sean conscientes de lo mucho que está en juego», advirtió el lendakari, que sin embargo añadió que ahora «no es momento de hablar de lo que se ha hecho mal».

En presencia de otras personalidades de la política vasca como el presidente del PNV, Andoni Ortuzar; y el portavoz nacionalista en el Congreso, Aitor Esteban; el jefe del Gobierno vasco emplazó a ambas administraciones a «recuperar el liderazgo político e institucional» y a «asumir la responsabilidad de adoptar decisiones en busca del bien común» para solucionar «los problemas» de Cataluña. Una labor que asumió complicada debido a la existencia de «movimientos políticos, sociales, pseudopolíticos, que parecen desear que no sea posible un acuerdo».

En este sentido, el lendakari mostró su «disposición absoluta para ayudar en la búsqueda del bien común», pero añadió que desde su posición no tiene potestad para aconsejar a ninguna de las dos partes. «A partir de aquí creo que no soy nadie para decir a los demás qué deben hacer —afirmó—. Nadie desde fuera va a saber buscar un punto de encuentro». En todo caso, puntualizó que no le «cabe duda» de que tanto Pedro Sánchez como el presidente de la Generalitat, Quim Torra, «quieren una solución política acordada».

Respecto a la advertencia del presidente catalán a Pedro Sánchez, al que amenazó con dejarle sin su apoyo el Congreso de los Diputados si se niega a negociar el derecho a la autodeterminación que desean los independentistas, el lendakari afirmó que es el propio presidente el que debe valorar si las palabras de Torra constituyen «un ultimátum» y actuar conforme a su consideración. Pese a todo, recordó al jefe del Ejecutivo socialista que tiene que «llevar adelante todo tipo de medidas comprometidas con los que le han apoyado en este Gobierno, no con quienes están en la oposición».

Al respecto, Urkullu subrayó que el Ejecutivo tiene que preservar el apoyo de los cinco grupos que «auparon a Sánchez en la moción de censura» ante una situación de «oposición frontal por parte de quienes no votaron»: «La capacidad del acción del Gobierno no está en sus manos, sino en la de los partidos», avisó.

Kale Borroka

Consultado por si las recientes muestras de violencia que han tenido lugar en Cataluña, donde los enfrentamientos entre los Comités de Defensa de la República (CDR) y la Policía provocaron más de una veintena de heridos leves y seis detenidos, le han recordado a la Kale Borroka, Urkullu aseveró que lo que le viene a la memoria son los «sucesos de 2010», cuando «la asfixia y el agotamiento» se apoderaron del Parlament.

«Es esta también la impresión que he compartido con todo tipo de líderes», subrayó el lendakari, que hizo hincapié en que incluso hubo parlamentarios y consejeros que se vieron obligados a salir de la Cámara autonómica en helicóptero. Esta es la razón, puntualizó el nacionalista, «por la que apelaba también a la recuperación del diálogo político».