El líder de Podemos, Pablo Iglesias, en su visita a la carcel de Lledoners, en Barcelona, en octubre - Laura Gómez | Vídeo: EP

Podemos atiza a Sánchez por la exhumación de Franco: «Es una tomadura de pelo»

El secretario general del partido, Pablo Iglesias, ha asegurado que «ciertas cosas sólo ocurrirán» si Unidos Podemos ganan las elecciones generales del 28 de abril

MadridActualizado:

La relación entre Podemos y PSOE ha mutado con el adelanto de las elecciones generales. La formación morada ha acusado este viernes al Gobierno de hacer electoralismo al anunciar en plena precampaña que el 10 de junio se exhumará a Franco del Valle de los Caídos para después proceder a su inhumación en El Pardo. Un viraje que, en menos de un mes, les mueve de socios parlamentarios a rivales políticos.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha atizado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por «incumplir» sus promesas en materia de Memoria Histórica. En un mensaje en Twitter, Iglesias ha reprochado que después de que el Gobierno se comprometiera «a sacar al dictador del Valle de Los Caídos» utilicen ahora futuribles al hablar de junio que, a su juicio, supone dejar la decisión en manos del próximo Ejecutivo.

«El Gobierno se comprometió con nosotros a quitarle la medalla al torturador Pacheco alias Billy el niño. No lo hizo», ha recordado también Iglesias en la red social. «Algo hemos aprendido: Ciertas cosas sólo ocurrirán si Unidas Podemos gobierna», ha espetado.

Le acusan de electoralismo

También el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha reprochado mediante Twitter «la tomadura de pelo» que supone el anuncio del Gobierno para exhumar a Franco. «El Gobierno del PSOE anuncia por enésima vez la exhumación de Franco. No solamente es una tomadura de pelo. Es un manoseo de la memoria histórica por motivos electorales que desde luego no se merecen las víctimas de la dictadura y sus familiares», ha críticado duramente Echenique.

El secretario general de Podemos regresa de baja por paternidad el próximo 23 de marzo mediante un acto en la plaza del Reina Sofía, en Madrid. La formación ha decidido mantener un perfil bajo en la precampaña a la espera de que la vuelta del líder suponga un revulsivo que les haga remontar sus malos resultados en los sondeos. Pero con la idea de Podemos de consolidarse como la alternativa a la izquierda de los socialistas en Memoria Histórica –tema clave para el partido– no dudan en confrontar con Sánchez.