La presidenta del PSN, María Chivite, junto a Unai Hualde - EFE/Vídeo: EuropaPress

NavarraEl PSN cede ante Geroa Bai y Bildu consigue entrar en la mesa del Parlamento de Navarra

Geroa Bai consigue todo lo que pedía y consigue la presidencia de la Cámara y la entrada de los abertzales en la mesa

PamplonaActualizado:

Quince minutos de receso entre la primera y la segunda votación a la presidencia del Parlamento han bastado para que el PSN haya cambiado de postura y haya decidido entregar la presidencia del Parlamento de Navarra a los nacionalistas de Geroa Bai.

En la primera votación, los socialistas han presentado a su propia candidata, tal y como habían acordado tras romperse las negociaciones esta mañana. Al no obtener ninguna mayoría absoluta, en la segunda se elegía entre los dos candidatos más votados, Iñaki Iriarte, de Navarra Suma, y Unai Hualde, de Geroa Bai.

En este receso, delegaciones del PSN y de Geroa Bai se han reunido en un apartado y tras muchas entradas y salidas, los nacionalistas han debido de convencer a los socialistas, por lo que en esa segunda votación, han votado al candidato nacionalista.

Además, el candidato de Bildu, Maiorga Ramírez, ha conseguido la Secretaría Segunda del Parlamento de Navarra, por lo que los abertzales ya tienen lo que querían, estar presentes en la Mesa del Parlamento y, de paso, controlarla con los votos de Geroa Bai y PSN.

El truco era sencillo. Después de votar al candidato nacionalista en la presidencia de la Cámara, para las secretarías de la Mesa se han presentado tres candidatos, el de Navarra Suma, el de Bildu y el del PSN. El candidato de Bildu no requería los votos socialistas para salir como segundo más votado.

De esta forma, los abertzales consiguen lo que querían, entrar en la Mesa y los socialistas tienen la excusa de que no les han votado. Pero de todos es conocido que la presidencia y la entrada de Bildu en la Mesa eran todas las peticiones de los nacionalistas y el PSN, a pesar de que había accedido a entregar la presidencia a cuenta de que Bildu no entrara en la Mesa, ha regalado la presidencia al candidato de Geroa Bai, Unai Hualde.

A partir de ahora, todas las decisiones que se tomen en la Mesa del Parlamento de Navarra pasarán por el visto bueno de Bildu porque no parece que los socialistas estén dispuestos a apoyarse en Navarra Suma después de haber entregado a los nacionalistas todo lo que le pidieron.

Este nuevo giro ha sido el último capítulo de unas intensas negociaciones a lo largo de tres días. A media hora de que comenzara la constitución del Parlamento de Navarra, las negociaciones entre el PSN y Geroa Bai se rompieron.

Los socialistas llegaron a ofrecer a los nacionalistas de Geroa Bai la presidencia del Parlamento a cuenta de que Bildu no entrara en la Mesa del Parlamento. Sin embargo, la formación de Uxue Barkos no aceptó la propuesta. Querían sí o sí que Bildu estuviera representada. Consideraba «imprescindible» su presencia.

«Formar un Gobierno con 23 parlamentarios (la mayoría se sitúa en 26) cerrando la puerta a un lado del Parlamento, sería dejar la estabilidad del Ejecutivo en manos de Navarra Suma, y eso no estabilidad. Y la estabilidad es nuestra línea roja», afirmó Uxue Barkos el pasado lunes.

Después de la tensión sobre la constitución de la Mesa del Parlamento, queda por ver si la socialista María Chivite termina haciéndose con la presidencia del Gobierno de Navarra. Las relaciones entre socialistas y nacionalistas se tensaron el pasado sábado en la constitución de los ayuntamientos ya que el PSN votó en todos los consistorios a favor de sus propios candidatos, sin respaldar a ningún nacionalista.