Los carburantes en España se sitúan por debajo de la media europea
Los carburantes en España se sitúan por debajo de la media europea - ARCHIVO

La gasolina sube por primera vez en cinco semanas por la operación salida

El litro de gasolina se estableció la semana pasada en 1,174 euros; el de gasóleo, en 1,048

ABC
MadridActualizado:

Los carburantes recuperan el pulso con la operación salida. Los precios de la gasolina y el gasóleo crecieron durante la primera semana de julio con motivo del inicio del periodo vacacional, según las cifras publicadas por el Boletín Petrolero de la Unión Europea (UE).

El precio medio del litro de gasolina se situó en 1,174 euros en el Viejo Continente durante la semana pasada, un 0,5% más que la anterior. El litro de gasóleo, por su parte, pasó a costar de media 1,048 euros, un 0,8% más que una semana antes. Ambos habían registrado mínimos anuales en junio. La gasolina incluso llegó a acumular cinco semanas a la baja.

Las subidas de esta semana, sin embargo, no evitan que la gasolina sea ahora un 5% más barata que en el inicio del año y un 0,6% que en la misma semana de 2016. El gasóleo marca un 7% menos que el precio de enero y un 0,2% que durante la primera semana de julio.

De media, el precio de venta al público del litro de combustible Euro-Super 95 se sitúa en 1,311 euros en la UE y en 1,35 euros en la zona euro. El litro de gasóleo cuesta 1,162 euros de media en la UE y 1,15 euros en la eurozona.

Máximos desde 2015

El pasado mes de abril, ambos carburantes tocaron sus máximos desde 2015, tras la espiral alcista iniciada en noviembre como consecuencia de los incrementos en el precio del barril de crudo provocados por la decisión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) de reducir su producción, que llevó al crudo a consolidarse por encima de los 50 dólares el barril.

Sin embargo, la decisión del cártel de ampliar los recortes en la producción de petróleo durante nueve meses más, hasta marzo de 2018, menor tiempo al previsto por el mercado, provocó la tendencia contraria.

Tras el repunte de la semana pasada, el petróleo se ha abaratado ligeramente, lo que anticipa distensiones en los precios. Así, el barril de Brent, de referencia en Europa, cotiza a 47,3 dólares, un dólar menos que hace una semana, mientras que el Texas americano se cambia a 45,4 dólares, 50 centavos menos.

Subida del 5%

Detrás de estas subidas se encuentra el desarrollo del precio del petróleo ha avanzado cerca de un 5% desde que comenzó la semana, hasta alcanzar un máximo este viernes de 49,06 dólares por barril, frente a los 46,84 dólares que marcaba en la apertura del pasado lunes.

Estas ganancias se han producido debido a la interrupción de la oferta de crudo en Nigeria, por los datos de los inventarios estadounidenses, que mostraron un descenso de 8,1 millones de barriles, así como por un recorte en las previsiones del gobierno de EEUU en relación a su producción de 'oro negro'.

No obstante, al mismo tiempo, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) publicaba en su informe mensual sobre el mercado del petróleo que su producción había aumentado en 393.000 barriles diarios en junio a pesar de los esfuerzos del cártel por reducir el exceso de oferta global.