La entrenadora Maggie Haney, con la gimnasta Riley McCusker
La entrenadora Maggie Haney, con la gimnasta Riley McCusker - AFP
Gimnasia

Un nuevo escándalo sacude a la gimnasia estadounidense

Maggie Haney, entrenadora del equipo olímpico, está siendo investigada por abusos psicológicos

Actualizado:

Un nuevo escándalo sacude a la gimnasia estadounidense. Maggie Haney, entrenadora del equipo olímpico y mundial nacional, está siendo investigada por la Federación estadounidense de este deporte por presunto abuso verbal y emocional a las deportistas. Según se ha podido saber gracias a algunos correos electrónicos interceptados por 'Southern California News Grupo', Haney utilizaba metodos de presión para obligar a las gimnastas a competir y entrenar incluso cuando estas estaban lesionadas.

Los medios estadounidenses aseguran que los padres de las víctimas conocían estos tratos y se muestran muy enfadados por la tardía intervención de la Federación. Haney ha entrenado, entre otras, a las campeonas olímpicas en Río, Laurie Hernández y Riley McCusker, quienes han declinado realizar ningún comentario sobre estas investigaciones.

La presidenta y directora ejecutiva de 'USA Gymnastics', Li Li Leung, ha confirmado la existencia de dichos correos. Mark Busby, abogado de la institución, conoce estas acusaciones desde el mes de marzo. Este es uno de los principales motivos por los cuales los padres de las deportistas estarían más enfadados con la forma de proceder y estarían sopesando emprender acciones legales.

«La seguridad y el bienestar de los atletas son las principales prioridades para USA Gymnastics, y todos los informes y preocupaciones de mala conducta se toman muy en serio y se manejan de manera proactiva», han respondido desde 'USA Gymnastics' «Revisar, evaluar e investigar a fondo un informe de deporte seguro es vital, lo que significa que no es necesariamente un proceso rápido. Si bien puede parecer que un informe o asunto está en espera o ignorado, lo cierto es que el informe o asunto se está tratando de manera confidencial de acuerdo con el proceso y los procedimientos establecidos, que cumplen totalmente con la ley federal y los Juegos Olímpicos de los Estados Unidos. y requisitos del Comité Paralímpico», han añadido.