ABC

Moda

Cómo vestir en una boda

Las claves para interpretar el protocolo y escoger las prendas y complementos perfectos

Protocolo
ActualizadoMaría AguirreMaría Aguirre ColaboradorSeguirLeer despuésCompartir
Enviar noticia por correo electrónico

El tipo de ceremonia, la hora del día, el grado de formalidad… todo influye a la hora de determinar qué es lo más apropiado para acudir como invitado a una boda. Además de las tendencias de cada temporada, existen unas normas básicas para unir corrección y elegancia en un mismo look. La clave está en saber interpretar las reglas, encontrar un estilo personal y demostrar seguridad en uno mismo.

Cuestión de etiqueta

Lo primero que hay que tener en cuenta es el protocolo. No todo vale a la hora de acudir a una boda y es el novio quien marca la etiqueta. Es decir, ningún invitado deberá vestir por encima de lo que éste haya escogido. Lo habitual es que el ‘dress code’ vaya escrito en la invitación pero, si no es así, es mejor preguntar directamente para no pecar por exceso o por defecto. Las fórmulas que pueden darse son cuatro y cada una cuenta con sus propios requisitos:

opción 1

Chaqué

Es la prenda de ceremonia por excelencia en España. Se utiliza de día, en enlaces tradicionales, pero solo pueden llevarlo el novio y el padrino salvo que sea exigido al resto de invitados. Su forma más habitual es la de chaqueta negra y pantalón gris a rayas, siempre acompañado de un chaleco, camisa blanca y corbata.

Opción 2

Frac

Levita y pantalón en color negro, chaleco y camisa y pajarito en color blanco componen esta opción que queda reservado para los eventos más formales al ser la máxima etiqueta. Se utiliza solo de noche y si queda específicamente marcado por el protocolo. No es una asociada a las bodas, aunque sí se utiliza en algunas culturas como la mexicana.

opción 3

Esmoquin

Requerido en muchos eventos nocturnos o galas, tampoco es una opción a contemplar por los invitados a una boda, aunque cada vez más los novios la escogen para dar el “sí, quiero”. Si vas a lucirlo, recuerda los complementos: camisa blanca de cuello esmoquin, zapatos de charol con cordones y fajín.

opción 4

Traje

Es la elección a tomar cuando no se ha marcado la etiqueta para la boda. No tiene ninguna particularidad más que su versatilidad por lo que aquí entran en juego diferentes factores además del corte y el tejido que deberían ser diferentes a los de uso diario para ir a la oficina. El color, por ejemplo, es importante tenerlo en cuenta a la hora de escoger modelo. Al igual que las invitadas femeninas, olvídate del blanco y céntrate en tonos como el gris o el azul para acudir a una ceremonia de mañana y deja que los tonos oscuros aparezcan en eventos más allá de las 7 de la tarde. Evita las rayas y los cuadros en la medida de lo posible (sobretodo para la noche) y utiliza siempre camisa blanca, nunca falla.

¿Y qué ocurre con los complementos?

Son parte fundamental del look para conseguir que éste quede redondo. En el caso de los zapatos, los tipo Oxford con cordones o, como mucho, los de hebilla son siempre los más recomendables. En negro si el traje es oscuro y color chocolate si, por el contrario, es claro. A partir de aquí es cuando se puede echar a volar la imaginación con piezas imprescindibles como la corbata (las pajaritas, pese a su boom entre los jóvenes son exclusivas para el esmoquin), los gemelos o el a veces olvidado pañuelo. “No llevarlo es un craso error”, sentencian desde la firma Lander Urquijo. Eso sí, olvídate de utilizarlo a juego con la corbata y pierde el miedo a innovar. Tampoco lo hagas con el resto de accesorios a tener en cuenta.

En la sastrería Pugil lo tienen claro: “Nuestro complemento favorito aparte del pañuelo de bolsillo son los tirantes. Un buen traje nunca debe usarse con cinturón, el cinturón es un complemento sport”. Una opinión que coincide con la del equipo de moda de Tom Black: “lo mejor es llevar el pantalón sin trabillas ya que es mucho más cómodo utilizar tirantes y queda mucha más limpia la cinturilla del pantalón lisa. Además, el tirante es un complemento más con el que podemos jugar y darle un toque diferenciador a nuestro estilismo (…). También queda siempre muy bien llevar en el ojal de la solapa algún prendido tipo sport, no de flor natural, ya que el novio llevará en ocasiones un prendido extraído del ramo de la novia”, explican.

La importancia del cómo

Escoger la combinación más acertada no basta para ser el invitado perfecto. Lo primordial es saber hacerlo. “Es importantísimo llevar tanto los largos de mangas de chaqueta y camisa a la medida justa como los largos de pantalón y, para acabar de redondear el conjunto, un bonito cuello de camisa”, recuerdan desde Pugil. Las mangas de la camisa deben asomar aproximadamente un centímetro por la chaqueta y deben ser aptas para incorporar gemelos.

La chaqueta merece otro punto y aparte en el que hay una regla básica: nunca debe quitarse. Si tiene tres botones se abrocharán los dos superiores y el primero de todos si solo son dos. En el caso de las blazer cruzadas, todos irán abotonados.

Por último, un tip de estilo en el que coinciden todos los expertos como Lander Urquijo, la actitud: “Se tú mismo y lleva con naturalidad absoluta cualquier atuendo en el que te metas, siempre elige algo con lo que te sientas seguro y bien”. 

 

Top Summum

  1. 1

    Cristiano Ronaldo alquila un yate por más de 200.000 euros a la semana

  2. 2

    ¿Cómo entrenar la piel para rejuvenecerla?

  3. 3

    Proteína vegetal: el lujo gastronómico más saludable

  4. 4

    Así debería maquillarse un hombre, según los expertos de Dior

  5. 5

    Los coches clásicos más caros del mundo

  6. 6

    Los cortes de pelo de hombre que más se piden

  7. 7

    Cómo vestir para ir a una boda sin traje

  8. 8

    ¿Por qué el Koh-i-Noor es el diamante más famoso del mundo?

  9. 9

    Claves para comprar lujo en rebajas

  10. 10

    Jeff Bezos y sus 5 consejos para ser rico

  1. 1

    Decorar la terraza: tendencias, consejos y trucos

  2. 2

    Así debería maquillarse un hombre, según los expertos de Dior

  3. 3

    Cristiano Ronaldo alquila un yate por más de 200.000 euros a la semana

  4. 4

    Los coches clásicos más caros del mundo

  5. 5

    Cómo vestir para ir a una boda sin traje

  6. 6

    Vivir en la Casa Blanca por 5 millones de euros

  7. 7

    Los veleros más espectaculares de la Superyacht Cup

  8. 8

    Así es la lujosa mansión que Álvaro Morata ha puesto a la venta tras el atraco

  9. 9

    El Edificio de Metrópolis ha vendido sus iconos

  10. 10

    La venta del mítico Edificio Metrópolis de Madrid, al detalle