Beber refrescos envejece el organismo igual que fumar

Las bebidas gaseosas y con azúcar producen, según los expertos, el acortamiento de los telómeros (cuya reducción se relaciona con el envejecimiento)

Actualizado:

Son de sobra conocidos los estudios que afirman que el consumo de bebidas con azúcar está directamente relacionado con las enfermedades cardiovasculares y la diabetes. No obstante, un grupo de científicos (algunos de ellos de la Universidad de California) acaban publicar los resultados de una investigación que afirma que ingerir refrescos azucarados y con gas acelera la velocidad a la que las células del cuerpo envejecen.

Según afirma en su versión digital el diario «Daily Mail», el envejecimiento sería similar al que se produce cuando se fuma. Para su investigación, los investigadores analizaron 5.309 muestras de ADN de personas -de entre 20 y 65 años- que bebían regularmente refrescos y de sujetos que no.

Los resultados fueron llamativos: aquellos que habían ingerido bebidas gaseosas y azucaradas habían sufrido un severo acortamiento de los telómeros (unas estructuras que protegen los extremos de los cromosomas y se hacen más cortas a medida que el organismo envejece). El acortamiento de los telómeros se relaciona con enfermedades como el Alzheimer, la diabetes, las dolencias del corazón y la muerte súbita en los casos más extremos.

A su vez, la investigación ha determinado que las personas que beben unas dos latas de refresco al día sufrirán un acortamiento de los telómeros equivalente a un envejecimiento de 4,6 años. En aquellos que ingieren una por jornada, por su parte, estas células se reducirán el equivalente a 1,9 años adicionales.

Elissa Epel, profesora de la Universidad de California (San Francisco) es partidaria de reducir drásticamente la ingestión de estas bebidas para mantenerse sano: «El consumo regular de bebidas gaseosas azucaradas podría influir en el desarrollo de varias enfermedades, no sólo por el esfuerzo de control metabólico de azúcares del cuerpo, sino también a través de envejecimiento celular acelerado de los tejidos».