Imágenes difundidas por la televisión turca A-Haber
Imágenes difundidas por la televisión turca A-Haber

¿Transportaban en esos sacos los restos de Khashoggi?

Una cadena de televisión turca difunde imágenes de hombres que sacan cinco maletas y dos grandes sacos de la residencia del cónsul saudí

Actualizado:

La cadena de televisión turca A-Haber difundió en la tarde del domingo unas imágenes que muestran a unos hombres transportando sacos en los que se encontraba, asegura, el cuerpo desmembrado del periodista Jamal Khashoggi tras haber sido asesinado en el consulado saudí de Estambul el 2 de octubre.

Las imágenes, tomadas del servicio de videovigilancia, muestran a tres hombres que llevan un total de cinco maletas y dos grandes sacos oscuros al interior de la residencia del cónsul saudí, situado cerca del consulado.

Citando a fuentes turcas, A-Haber afirma que los restos de Jamal Khashoggi se encuentran en estos sacos y maletas.

Las autoridades turcas aún no han comentado estas imágenes.

El editorialista saudí crítico con el poder de Ryad fue asesinado el 2 de octubre por un comando saudí en el consulado de su país en Estambul. Tras haber negado durante un tiempo la muerte del periodista, colaborador del Washington Post, Ryad terminó por explicar que murió durante una «operación fuera del control» del Estado, llevada a cabo por dos responsables que fueron destituidos.

Pero Ankara acusa a «los más altos niveles» del Estado saudí y medios turcos y americanos, así como la CIA, sospechan que el príncipe heredero Mohamed bin Salman está detrás de su muerte.

Casi tres meses después, el cuerpo de Jamal Kashoggi todavía no ha sido encontrado. Las autoridades turcas han revelado que el cuerpo fue desmembrado y después sacado del consulado, pero aún hay interrogantes sobre lo que ocurrió.

A-Haber explica que las maletas y los sacos que se ven en sus imágenes fueron llevados en un minibus que se encontraba inicialmente delante del consulado y que posteriormente se trasladó a un garaje de la residencia del cónsul.

Según A-Haber, los tres hombres que entran en la residencia del cónsul con los sacos acaban de descargarlos del minibús.

La residencia y el consulado fueron registrados por las autoridades turcas a mediados de octubre. También se han llevado a cabo otros registros en Estambul y cerca de la ciudad, aunque no se ha encontrado aún el cuerpo del periodista.

Según informaron los medios turcos, los investigadores sospechan que el cuerpo fue disuelto en ácido después de desmembrado.