La nueva presidenta de la Comisión Europea
La nueva presidenta de la Comisión Europea - EFE

La jefa de la Comisión Europea anuncia las carteras de su Ejecutivo, el más paritario de la historia

La próxima Comisión Europea se estructurará en torno a tres áreas prioritarias: la política exterior, la lucha contra el cambio climático y la economía digital

Enrique Serbeto
Corresponsal en BruselasActualizado:

La nueva presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, que tomará posesión de su cargo el próximo 1 de noviembre, ha presentado hoy su distribución de carteras en un colegio de comisarios a la que ha querido dotar de una clara significación. Sus tareas prioritarias serán el medio ambiente y la transición energética, la economía digital y la recuperación de la confianza de los ciudadanos en las instituciones. La Comisión más paritaria en materia de género (13 mujeres y 14 hombres) pretende según Von der Leyen mantener también cierto equilibrio geográfico, aunque los puestos más importantes han sido para los países grandes, Alemania, Francia, Italia y España mientras que el comisario irlandés se encargará de la estratégica negociación futura con el Reino Unido.

La estructura de la nueva Comisión cuenta con ocho vicepresidencias, que incluyen tres ejecutivas, es decir, con poder real y no simbólico, además de la que ostenta el español Josep Borrell, que será el Alto Representante para la política Exterior. Estos tres vicepresidentes son el letón Valdis Dombrovskis que estará a cargo del área económica, bautizada como «una economía que funcione en pro de las personas» y seguirá siendo al mismo tiempo comisario de servicios financieros. El holandés Frans Timmermans, que ha sido la mano derecha de Jean-Claude Juncker en la Comisión saliente, seguirá siendo vicepresidente, ahora en la zona de medio ambiente que se llama Pacto Verde Europeo, mientras que la danesa Margrethe Vestager asumirá la extraña vicepresidencia llamada Europa adaptada a la era digital, cargo en el que mantiene la responsabilidad que ya tenía como comisaria de Competencia, lo que la convierte en una figura esencial en el nuevo ejecutivo europeo.

Borrell será también vicepresidente de la Comisión, pero el cargo de Alto Representate depende al mismo tiempo del Consejo que le designó y tiene su propia estructura orgánica, el Servicio Europeo de Acción Exterior. Los demás vicepresidentes serán el eslovaco Maros Sefcovic (Relaciones Interinstitucionales y Previsión); la checa Vera Jourová (Valores y Transparencia); la croata Dubravka Suica (Democracia y Demografía) y el griego Margaritis Schinas, hasta ahora portavoz de Juncker, (Protección del estilo de vida europeo).

El brusco giro proeuropeo de Italia ha sido recompensado con la cartera de Economía, que está por debajo del vicepresidente Dombrovskis pero tiene más poder real en el aparato administrativo, y que ocupará el ex primer ministro Paolo Gentiloni. La francesa Sylvie Goulard, que después de una larga trayectoria en el Parlamento Europeo fue una fugaz ministra de Defensa de Emmanuel Macron, asumirá las nuevas competencias sobre Defensa y Espacio.