fotolia

Así queda el Plan de Apoyo a la Familia aprobado por el Gobierno

Las madres con dos o más hijos tendrán entre un 5 y un 15% de pensión adicional. ABC tiene acceso al documento final elaborado por el Ejecutivo

Actualizado:

Las madres con dos hijos o más tendrán más pensión a partir del 1 de enero del próximo año. En concreto, las mujeres con dos hijos recibirán un complemento del 5%; las que tengan tres un 10% y las de cuatro o más un 15%. Esta es la principal novedad que recoge el esperado Plan Integral de Apoyo a la Familia (PIAF) que fue aprobado ayer en Consejo de Ministros. El documento, al que ha tenido acceso ABC, reúne 225 medidas para proteger a las familias y fomentar la natalidad y tiene una vigencia de 2015 a 2017. Contiene propuestas sociales, sanitarias, económicas, sobre empleo, vivienda, conciliación, educación y de apoyo la maternidad.

El ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso, que fue el encargado de presentar este plan a la prensa, explicó que de esta forma el Gobierno quiere «premiar y reconocer el papel de las mujeres y de la maternidad». La medida afecta a las pensiones de jubilación, incapacidad, permanente y viudedad. Las primeras beneficiarias el próximo año serán 123.357 madres y se estima que esta bonificación en sus pensiones costará 51,6 millones de euros a las arcas del Estado. Cada año aumentará el número de mujeres que verán mejorar su prestación gracias a esta nueva iniciativa: en 2017, serán 241.951; en 2018, 350.825 y en 2019, 455.504 mujeres.

Con el visto bueno del Pacto de Toledo

Alonso aportó algunos datos para justificar esta medida que, además, corroboran la desigualdad que sufre la mujer en este ámbito. Ellas reciben pensiones menores y cotizan menos años. El ministro explicó que se debe a que son las madres las que se suelen reducir su jornada laboral para asumir las responsabilidades familiares. Incluso el 95% de las excedencias por cuidado de hijos llevan nombre de mujer.

No obstante, Alonso añadió que, de momento, se trata de una propuesta que se debatirá en el seno de la Comisión de Seguimiento del Pacto de Toledo del Congreso de los Diputados, aunque confía en que exista un consenso en «reconocer el papel de las mujeres que han sido madres». Un trámite que tiene también una lectura política, ya que obligará a la oposición y demás partidos políticos a apoyar, o no, una medida que ha sido muy bien acogida en el ámbito femenino.

Medidas ya en vigor

Aparte de esta novedad, no existen nuevas iniciativas en el PIAF a las ya conocidas. De hecho, el propio ministro reconoció, que el 75% de las medidas del que es considerado uno de los planes estrella del Gobierno están ya aprobadas o en marcha. Entre ellas, recordó una reciente: el «cheque familiar» que entró en vigor el pasado uno de enero.Se trata de una ampliación de la paga de cien euros que reciben las madres trabajadoras hasta que el hijo cumple tres años. Desde este año también se benefician de ella las familias numerosas y aquellas con ascendientes o descendientes con discapacidad. Estos dos colectivos, junto con los hogares monoparentales, son prioritarios en este proyecto dotado con 5.526 millones de euros durante el primer año de implantación.

Se revisarán prestaciones que inciden diretamente en las familias

En el documento, al que ha tenido acceso ABC (el texto en detalle se colgará en la web del Ministerio de Sanidad a partir del lunes), figuran iniciativas que quedan abiertas a un posterior desarrollo. Por ejemplo, y como adelantó este periódico, el Gobierno propondrá a la Comisión del Pacto de Toledo que se realice un estudio sobre las prestaciones de la Seguridad Social que inciden directamente en la familia (entre otras, maternidad, paternidad, muerte y supervivencia).

Prestación por hijo

También se estudiará cómo mejorar la prestación por hijo a cargo, que lleva catorce años congelada. Hoy día se trata de una ayuda de 24,25 euros al mes que reciben las familias con ingresos inferiores a 11.519 euros brutos anuales. Las asociaciones llevan años reivindicando que esta retribución tenga carácter universal, es decir que la reciban todos los hogares independientemente de su renta. O por lo menos, que el Gobierno aumente su cuantía equiparándola a la media europea (cien euros al mes) y elevando los límites de renta para tener derecho a ella.

Lo que sí recoge el PIAF es una de las reivindicaciones históricas de las asociaciones al incorporar la perspectiva de familia en todas las políticas del Gobierno.Como dijo el ministro de Sanidad, a partir de ahora, «toda la normativa que se aprueba será analizada desde el punto de vista del impacto sobre las familias».

El documento contiene las deducciones fiscales que ya se anunciaron como parte de la reforma fiscal. Por ejemplo, la deducción de 1.200 euros por cada descendiente y ascendiente con discapacidad y para las familias numerosas (2.400 euros en el caso de de categoría especial).

En el ámbito laboral

En materia de vivienda, se facilitará una ayuda económica de hasta el 40% de la renta anual, con un máximo de 2.400 euros al año, para el alquiler a sectores de población con escasos recursos económicos y a familias numerosas,aunque no se detalla las condiciones ni la cantidad de ingresos que deben percibir para hacer uso de esta medida. El PIAF también recoge contribuir a las ayudas de comedor para los alumnos que lo necesiten, pero tampoco se especifíca qué condiciones debe cumplir una familia para hacer acogerse a esta inciativa.

Se fomentará crear bolsas de horas para atender necesidades familiares

En el ámbito laboral, las personas con responsabilidades familiares serán prioritarias en las políticas de activación para el empleo. También ocupa un lugar importante la conciliación con 30 medidas para impulsarla, como fomentar el establecimiento de bolsas de horas recuperables para atender necesidades puntuales familiares en el ámbito de la negociación colectiva Los funcionarios serán los primeros en disfrutar de esta apuesta. O ampliar la prestación por el cuidado de menores afectados por cámcer o una enfermedad grave. Alonso abogó por promover un cambio de mentalidad en la empresa encaminado a favorecer la conciliacion.

Mujer embarazada

El apoyo a la maternidad es una estrategia prioritaria. No sólo con el aumento de las pensiones para las madres, también se quiere elaborar un mapa con los recursos, apoyos, servicios y prestaciones a los que puede acceder la mujer embarazada. Y adaptar le periodo de escolarización a embarazadas adolescentes y menores de 18 años para que puedan seguir estudiando durante varios años.

Familias con necesidades especiales (incluyendo todo tipo de familias: numerosas, monoparentales, mayores víctimas de violencia intrafamiliar, LGTB...) y la parentalidad positiva (para promover la corresponsabilidad) son otros dos capítulos del plan.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia