Imagen de José Luis Moreno en 2008, cuando explicó el atraco a su chalé en rueda de prensa - IGNACIO GIL

Dos encapuchados roban algunos objetos en el domicilio de José Luis Moreno

Huyeron a pie después de que el propietario les sorprendiera y les gritara

MadridActualizado:

Dos encapuchados entraron la noche del lunes en la vivienda del empresario teatral José Luis Moreno en la localidad madrileña de Boadilla del Monte, de donde pudieron llevarse algunos objetos personales del dormitorio del propietario de la casa.

Según fuentes de la investigación, en torno a las 22.35 horas, la Guardia Civil recibió una llamada avisando de que dos personas habían sido sorprendidas en el interior de la parcela de un chalé en al calle Retamar de la localidad madrileña.

El propietario, José Luis Moreno, les sorprendió y, al gritarles, los dos encapuchados huyeron a pie en dirección a la carretera M-516.

Los agentes del puesto de Majadahonda acudieron al lugar y, en una batida por la zona, descubrieron que los supuestos ladrones habían realizado un corte en el vallado metálico de la finca por donde supuestamente entraron y hallaron billetes de euro y otras monedas extranjeras, previsiblemente procedentes del robo de otra casa esa misma noche.

Una hora más tarde, una empleada de José Luis Moreno informó de que faltaban objetos personales del dormitorio del propietario de la casa, al que pudieron acceder por la ventana por el método de escalo.

Según la descripción facilitada por la víctima se trataría de dos varones de entre 1,75 y 1,85 de estatura, que iban con el rostro cubierto y ropa oscura, posiblemente de color verde.

Difícil de olvidar fueron las imágenes de José Luis Moreno saliendo del hospital con los ojos con derrames a causa de los golpes que había recibido a manos de sus atracadores en la madrugada del 20 de diciembre de 2007. Fue asaltado brutalmente en su chalé de la urbanización de Monte de Encinas en Boadilla por una banda de albanokosovares.

Iban encapuchados y armados con rifles. Le maniataron y le golpearon hasta dejarle herido de gravedad y se llevaron hasta 300.000 euros de botín y una colección de relojes. Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad dieron con el cabecilla de esta obra: el albanés reincidente Astrit Bushi, que quedó en libertad en Albania en 2010.