Rocío Jurado del brazo de Ortega Cano junto a Amor Mohedano y Rosa Benito entre otros
Rocío Jurado del brazo de Ortega Cano junto a Amor Mohedano y Rosa Benito entre otros

SálvameLos fans de Rocío Jurado, al rescate de su finca

Es una parcela indivisible que comparten Gloria y Amador Mohedano, a quien Hacienda le ha embargado su parte del terreno

MadridActualizado:

La ruina de Amador Mohedano ha provocado un revuelo mediático. El que fuera mánager y hermano de Rocío Jurado ha perdido todo, incluida la herencia que ésta le dejó para que nunca le faltara un techo. Tal y como detalla Saúl Ortiz en la exclusiva publicada en la revista «Corazón», la subasta del cincuenta por ciento de la finca «Los Naranjos» tendrá lugar el 10 de diciembre en el salón de actos de la Agencia Tributaria en Sevilla. La subasta tiene un depósito inicial de 42.000 euros -de obligado cumplimiento para la participación- y saldrá con un precio inicial de 212.869,45 euros. Un monto que se aproxima a la deuda que Amador tiene con Hacienda. La finca, tal y como consta en la nota simple del Registro de la Propiedad, tiene dos anotaciones de embargo administrativo. Una correspondiente a una deuda de 68.000 euros fechada en 2016 y otra de 147.200 euros de junio de 2017.

Los Mohedano están que trinan, sobre todo Gloria, hermana de Amador y propietaria de la otra mitad de la finca. Aunque conoce bien a su hermano, fuentes cercanas aseguran que no imaginaba que la mala administración de Amador le arrastraría a ella. La subasta ha sorprendido a muchos, ya que el hermano de la Jurado quiso salvarse hace unos meses, cuando por segunda vez intentó explotar la finca convirtiéndola en «La Más Grande» una especie de museo y chiringuito musical dedicado a la cantante.

Pero la idea no ha funcionado, a pesar de la repercusión mediática de la inauguración y de las facilidades administrativas que Amador obtuvo del Ayuntamiento de Chipiona para poner en marcha un local que, para algunos, no cumple con los requisitos mínimos de seguridad que exige un negocio de estas características. A pesar de que la alcaldesa de Chipiona, Isabel Jurado, y Amador siempre ha mantenido buena relación, el consistorio prefiere guardar silencio en lo que a la subasta se refiere y no hacer ningún tipo de declaración al respecto.

Un crowfunding

Según ha podido saber este periódico, varios de los clubes de fans de la cantante estarían dispuestos a unirse y poner en marcha un crowfunding o cooperación colectiva a través de Internet para conseguir reunir el dinero necesario para quedarse con la mitad de la finca «Los Naranjos». Se trata de una parcela indivisible, lo que quiere decir que quien o quienes adquieran la mitad del terreno que sale a subasta tendrán que convivir con Gloria Mohedano. También se baraja que algún miembro de la familia podría pujar a través de un subastero profesional para evitar que la finca a la que tanto cariño tenía la cantante caiga en manos ajenas a la familia. «Los Naranjos» tiene todos los visos de convertirse en el nuevo Falcon Crest de Chipiona.

Amador mantiene desde hace casi tres años una relación sentimental con Jacqueline, una morena que era concejala del Ayuntamiento de Chipiona. Cargo que perdió tras las últimas elecciones municipales de 2015. Poco o nada habíamos vuelto a saber de ella, hasta que hace unos días fue pillada en las inmediaciones de la plaza de toros de La Maestranza en Sevilla vendiendo almohadillas. Práctica que está prohibida por ordenanza municipal y que se equipara a los manteros que se arriesgan a vender en plena calle sin permisos. A Jacqueline no parece importarle estar haciéndole la competencia a la Cruz Roja, que tiene un puesto de almohadillas dentro de la plaza para obtener donativos destinados a su obra social.