MODA

Antonio Banderas saca su nueva línea de ropa desde Marbella

El actor presentó los diseños de la nueva colección para Selected Homme, empresa a la que eligió por estar asentada en Málaga

MARBELLA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La cita fue en El Corte Inglés de Puerto Banús. Lugar desde donde Antonio Banderas lanzó sus creaciones al mundo. El actor, director y ahora diseñador de ropa para Selected Homme, una de las marcas de la danesa Bestseller, quiere aplicar al mundo de la moda su experiencia en el ámbito de los perfumes. «El salto a la moda tiene que ver con los 20 años de relación con Puig. Hay muchos nombres importantes ligados como Carolina Herrera, Jean Paul Gaultier, Paco Rabanne o Benetton», señala Antonio Banderas. Un grupo de trabajo que genera «conversaciones alrededor del mundo de la moda». «He representado a marcas, pero de forma circunstancial. Ofreces tu imagen, tu nombre, te pagan y te vas a tu casa. En este caso era distinto», remarcó el actor, quien explicó que esa era la razón por la que tenía que ponerse «a estudiar y a adquirir conocimiento» para aquello a lo que va a «dedicar horas de esfuerzo».

Es colección de Selected Homme, que se lanzó al mundo desde Marbella, le llevó a la Universidad Centre Saint Martins. «Cuando llamé pusieron una cara muy rara. Al principio no fue fácil. Se produjeron reuniones previas con todo el equipo rector», asegura Banderas, que tuvo que convencerles para diseñar «un espacio muy específico». «No puedo asistir de la forma habitual y hacen unos módulos muy específicos de trabajo. Quiero hacer todo el trabajo como cualquier otro alumno, pero me costará más tiempo por mis obligaciones profesionales», remarca Antonio Banderas.

Una propuesta con la que no pretende ser «un diseñador de altura». «Se necesita de tiempo y un contraste con el público al que vas a vender que no tengo», añade. Todo está inspirado en el Mediterráneo y en los festivales de Cannes de los años 50 y 60 con la «dolce vita». «El sueño europeo contra el sueño americano», añade Banderas. Una unión de conceptos con las experiencias del propio actor. «Heritage es mi yo verdadero con vaqueros y chaqueta de cuero. Está también mi parte más pública con una entrevista o un festival de cine. Es el polo, el chino o las blazers. Luego la alfombra roja que forma parte de mi vida y donde el negro es un color que me interesa mucho. Es jugar con lo que soy y trasladarlo», remarca Antonio Banderas, que dice ser un «roockie» y que se basa en el consejo de «prudencia» que le han dado sus profesores de Centre Saint Martins.

Una carrera que comenzó de la mano de la conocida como «la zara danesa». «Es una compañía que podría haberse instalado en Madrid o en Barcelona, pero que eligió Málaga». «Se habían producido contactos en años anteriores, pero no me sentía preparado en ese momento. Teníamos que movernos como en el perfume», remarca el actor. «No insistir en el prestigio, sino en una franja de producto de calidad con un precio asequible. Observando el mundo de la moda y la democratización que ha sufrido, donde cada uno puede tener un armario decente con un precio asequible», explicó Banderas para retratar el modelo de negocio.

Una línea de ropa que parte de un proceso creativo en el que ha trabajado dos años con su equipo y en el que es determinante la sostenibilidad, el respeto al medio ambiente y los trabajadores de la marca. «Es muy importante trabajar desde un punto de vista ético. Tratamos de darle algo de vuelta a la sociedad en la que estamos trabajando», señala Banderas, quien aseguró que las inspiraciones son muchas y que la sombra de Pablo Picasso, personaje en el que ha trabajado pese a estar paralizado el guión de ese proyecto, es alargada. «Es uno de los grandes artistas de la historia de la humanidad y es muy difícil acercarse a él porque te quemas», matizó.

La otra gran inspiración puede ser Gianni Versace, del que también hay un proyecto de película planteado. «No he dicho aún sí», afirma. «Tiene que saltar la chispa. La única vez que eres espectador de tu película es cuando lees el guión por primera vez. Si esa vez me produce la emoción que quiero que produzca en el público. Daré el sí y me arriesgaré a hacerlo», explica el actor, que aseguró que estudiar al genio de la moda «puede aportar mucho obviamente» a esta nueva faceta. Una colección de moda que comenzó con buenos augurios y con la búsqueda de un elemento diferenciar. «El polo es algo corriente, pero le hemos quitado el cuello para hacerlo diferente», matizó Banderas, que aseguró que esa prenda se había agotado antes de abrir. «Los blancos han volado», remarcó el intérprete.