Damion FrostEl cantante callejero que enamora a Sol y Gran Vía: «Aprendí gracias a YouTube»

Un nuevo y joven artista revoluciona las redes sociales tras ser descubierto por sus fans en el metro y otras zonas de la capital

MADRIDActualizado:

Los artistas callejeros están de moda. Es un hecho. Y solo hay que atravesar el centro de la capital para darse cuenta. Desde jóvenes solitarios cantando prácticamente a capella con apenas instrumentos de por medio hasta grupos de músicos acompañados de sus guitarras, violines e, incluso, algún piano. Plantarse en las calles es la mejor opción para darse visibilidad sin necesidad de contar con un representante o algún «padrino», sin depender de la economía personal y con el fin de alegrar las calles de la ciudad.

Es así como se está dando a conocer Damion Frost, un nuevo y joven artista recién llegado a la capital. Con solo 22 años está revolucionando Twitter con su voz, pues sus jóvenes fans se han propuesto hacerle famoso difundiendo videos a través de esta red social en los que aparece cantando en el centro de la ciudad, en zonas como Sol o Gran Vía. «Normalmente voy una vez entre semana y los sábados y domingos, sobre las seis de la tarde ahora en verano».

Con una carrera que nada tiene que ver con su pasión por la música, Damion Frost confiesa que nunca ha recibido formación profesional de canto ni de nada relacionado con la música. «Aprendí a tocar la guitarra solo, con ayuda de videos de YouTube». De ascendencia inglesa e italiana y nacido en Alemania, fue en Tenerife, sin embargo, donde comenzó a cantar en las calles. «Empecé cantando con unos amigos para ganar dinero a los 16 o 17 años. Yo cogía la guitarra de uno de ellos y, después, conseguí mi propia guitarra».

Todo el mundo se pregunta quién es Damion Frost, el cantante que ha cobrado fama gracias a un simple «tweet» y ha recibido numerosos halagos a través de las redes sociales. Han resaltado su talento, su atractivo físico y su voz, llegándole a comparar con un ángel.

Por el momento, aunque es en Twitter donde Damion Frost está pisando fuerte, tan solo cuenta con Instagram, donde ha colgado seis publicaciones en las que aparece interpretando varias canciones. Admite que no le interesan mucho las redes sociales, pero se ha propuesto crearse alguna más e ir colgando más contenido. Para él, todo esto resulta nuevo. «Yo me di cuenta de que había un video mío en Twitter por una amiga que me lo enseñó. No sé ni qué pensar, no me lo esperaba. Con ese tweet me aumentaron los seguidores como en 500 personas», cuenta sorprendido. Ya cuenta con más de 4.600 followers en Instagram.

«A mí siempre me ha gustado cantar, pero no me lo tomaba en serio», reconoce Damion Frost. Sin embargo, ahora recorre las calles de Madrid cantando y deleitando con una voz que ha llegado a ser comparada con la de Ed Sheeran, una de sus mayores fuentes de inspiración. Además, también se le ha visto en el metro de Madrid, lugar en el que se juntan tantos otros artistas.

A pesar de haber cantado en distintos lugares, él prefiere las calles porque le dan mayor visibilidad: «En la calle, como te ve tanta gente, algunos se paran a escucharme y me ofrecen cantar en algunos bares, restaurantes... y te salen oportunidades». Oportunidades, y también buenas experiencias. «Como pasa tanta gente, siempre ocurre algo. Por ejemplo, una vez me regalaron una guitarra y mucha gente se pone a cantar conmigo».

Sus primeros escenarios son pequeñas salas de música destinadas a integrar a nuevos y desconocidos artistas. El primer concierto de Damion Frost tuvo lugar en octubre del año pasado en Alive Music Bar, junto al artista Dakil, quien también es poco conocido y en abril sacó su primer single: «Spend The Day». Además, su actuación más reciente fue el pasado 30 de junio en la zona de Chueca, en la sala Búho Real, acompañado por otra joven, Giorgia Macrelli.

Se atreve tanto con el español como con el inglés, pero confiesa que prefiere cantar en la lengua anglosajona. Ha interpretado canciones de cantantes tan dispares como Ed Sheeran, Shawn Mendez, Drake, Camila Cabello o J. Balvin, pero aún no se ha atrevido a mostrar sus composiciones. «Me da vergüenza enseñar mis propias canciones. Cuando cantas covers o canciones de otra persona, me da un poco igual cómo salga la canción, porque las hago a mi manera, pero cuando es una canción tuya, cuando la escribes tú, normalmente, es sobre recuerdos o sobre algo tuyo, es como cantar algo de tu vida. Todavía me da mucha vergüenza», confiesa. «Además, la gente, al no conocer tus canciones, no les prestaría atención, pero si tocas temas que la gente conoce, creas una conexión».

Sus fans le proponen multitud de opciones para llevarle a lo más alto. «Mucha gente me dice que saque un disco, pero aún no me lo he planteado». Aun así, está dispuesto a escuchar las súplicas de sus seguidores y su insistencia en que se presente al próximo casting de Operación Triunfo. «Iré al casting, pero no sé qué pasará, no me espero nada».

Desconocemos si este joven cantante aumentará su éxito con el tiempo, pero quien ya le ha escuchado está deseando volver a cruzarse con él por alguna calle de Madrid.