Política

Compromís endosó a Barberá comidas de ediles del PSOE en la denuncia por «Ritaleaks»

La Fiscalía del Supremo tumba la campaña que enarboló Ribó contra la exalcaldesa de Valencia

VALENCIAActualizado:

Compromís incluyó entre las facturas por las que denunció a la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá gastos correspondientes a concejales socialistas. En concreto, la formación que lidera Joan Ribó aportó a la Fiscalía facturas de gastos de restauración de la exministra de Cultura con Felipe González Carmen Alborch, de Mercedes Caballero y de Vicente González Móstoles, todos ellos antiguos ediles del PSPV.

Compromís enarboló el «caso Ritaleaks» como principal arma arrojadiza contra Barberá en las elecciones municipales de 2015. Aunque el PP, con la actual senadora a la cabeza, logró ser la lista más votada en la ciudad, el pacto entre los nacionalistas, el PSPV y València en Comú, la marca blanca de Podemos en la capital del Turia, otorgó la vara de mando a Ribó.

Ahora, más de un año después, la Fiscalía del Supremo ha archivadoa el caso «Ritaleaks» al no apreciar «con el grado de seguridad que una imputación delictiva requiere» que la que fuera primera edil cargara al Ayuntamiento gastos sin relación con la vida municipal.

Todo ello, precisa la Fiscalía, «sin perjuicio de que pudiera considerarse la existencia de algún déficit en la justificación de alguno de los viajes, cuestión cuya determinación procedería efectuarla en el ámbito de la jurisdicción contable».

La denuncia presentada por Compromís recopilaba presuntas irregularidades en gastos de representación cargados al consistorio valenciana entre los años 2011 y 2014, con un total de 466 facturas por valor de 278.000 euros. Entre ellas figuraban la de los exconcejales socialista.

Respecto a Carmen Alborch, rival de Barberá en las elecciones municipales de 2007, aparece una comida de seis comensales en el restaurante El Canyar de Valencia por un total de 537 euros, abonados el 18 de marzo de 2011. El precio por persona se sitúa en los 73 euros, igual que el pagado en otra factura de Alcaldía en el mismo establecimiento para 26 personas en marzo de 2014.

En el listado también aparece una factura de 204 euros en el restaurante Casa Navarro a nombre de la exconcejal del PSPV Mercedes Caballero, quien figura en la candidatura socialista para las próximas elecciones autonómicas. La factura recoge los gastos de cinco comensales el 4 de marzo de 2011.

Mientras, el también exconcejal Vicente González Móstoles pasó facturas por 249 y 215 euros de comidas en los restaurantes Messana y La Rosa, los días 18 y 9 de mayo de 2011.

En relación a los regalos costeados por el Ayuntamiento (cajas de naranjas por un valor de 32.494,41 euros), el dictamen de la Fiscalía hace notar que los envíos e realizaron "con ocasión de la fiestas navideñas, que el objeto del regalo era un producto característico de la ciudad sin tener un precio elevado y que los destinatarios eran personas con relevancia pública y social".

"Ciertamente, bastantes de los destinatarios se encontraban relacionados con el partido político al que pertenecía la alcaldesa de Valencia pero hay que tener en cuenta el dato de que el Partido Popular era el que estaba en el gobierno desde diciembre de 2011 y, por lo tanto, podría entenderse que las cajas de naranjas se enviaban a miembros de partido gobernante". Asimismo, apunta que, viendo el listado de la personas agasajadas, no resulta apreciable que fueran del ámbito "estrictamente personal o familiar" de Barberá.

Respecto a los viajes, señala que "la mayoría de los gastos abonados por el Ayuntamiento en el período del año 2009 al 2014 tiene una explicación, aunque sea somera". Añade que en otros "no consta el motivo del viaje pero sí que eran a Madrid, breves y con acompañamiento de escolta, por lo que es deducible que se trataba de desplazamientos con carácter oficial".

"En definitiva -prosigue-, en relación con la facturas examinadas no se cuestiona que respondan gastos realmente producidos, no consta que Rita Barberá solicitara dietas o indemnizaciones por esos viajes, y por los destinos y duración de los mismos puede deducirse que tenían carácter oficial".