Caso GürtelLa defensa de «el Bigotes» alega que era «un fanfarrón que alardeaba de conocer políticos»

La abogada de Álvaro Pérez alega que la forma de ser de su defendido le ha perjudicado en la causa

VALENCIAActualizado:

La defensa de Álvaro Pérez, conocido como «el bigotes» y considerado uno de los cabecillas de la trama Gürtel en Valencia, ha alegado que su cliente era un «fanfarrón» que «alardeaba» de sus influencias y relaciones con determinadas personalidades, pero que en realidad ésta no existía. Así, ha asegurado que «toda la prueba de su relación con políticos es una llamada con el ex secretario general del PPCV Ricardo Costa en la que le dice 'Oye, que me voy a Fitur'». En su opinión, esta forma de ser de Pérez «le ha perjudicado en la causa».

La letrada que asiste a Pérez ha calificado de esta forma a su defendido este lunes, en una nueva sesión de la causa en la que se juzgan las adjudicaciones de los stands de la Comunidad Valenciana en Fitur entre los años 2005 y 2009, en una pieza separada del caso Gürtel. La abogada ha solicitado, durante su turno en las conclusiones de esta pieza, la absolución de todos los cargos que pesan sobre su cliente.

Tras señalar la falta de pruebas sobre la relación del encausado y los dirigentes políticos sobre los que habría podido influenciar, la letrada ha criticado que el escrito de acusación del fiscal «genera una historia en la que había una garganta profunda que decía que había que darle los contratos a Orange Market, pero esto el fiscal tiene que acreditarlo con pruebas». Asimismo, ha criticado reiteradamente al Ministerio Fiscal por su escrito de acusación, que considera cargado de consideraciones genéricas y en el que se crea «una historia sin fundamento».

Sobre las relaciones de «el bigotes» con cargos de la Generalitat, ha afirmado que cuando presuntamente se produjo una reunión entre estos, en 2004, Orange Market «llevaba en Valencia año y medio», por lo que las relaciones con el PPCV «eran de poco tiempo y únicamente cordiales», según ha apuntado. A este respecto, ha añadido que no hay indicio alguno que muestre la relación de Pérez con Costa, el expresidente del Consell Francisco Camps y el exvicepresidente Víctor Campos.

«La oferta de Orange Market era la mejor»

Sobre los pliegos del concurso de Fitur que presuntamente habría hecho llegar el jefe de gabinete de la consellera de Turismo al domicilio central de las sociedades de la trama Gürtel, en el número 40 de la calle Serrano de Madrid, ha explicado que se trataba de los documentos del concurso del año anterior y que «es normal que quisieran ver cómo fueron las condiciones anteriores». La abogada ha negado que se hicieran los concursos a medida para que los ganara la firma investigada. «Se pusieron unas condiciones para todos y las ofertas de Orange Market eran mucho mejores, pero no se ha analizado», según ha criticado.

Asimismo, ha defendido que la exconsellera de Turismo Milagrosa Martínez firmó la adjudicación del concurso porque la mesa de contratación la había aceptado por unanimidad y de no haberlo hecho, habría prevaricado. En cuanto a los relojes que la trama podría haber regalado a Martínez, ha subrayado que no existe ninguna prueba sobre ello. «Aún suponiendo que se lo hubiera regalado, eso no implica que buscara corromperla», ha apostillado.

En lo referente a los aumentos en el precio de los montajes de los stands de Fitur que se habría producido a partir de 2006, la abogada ha asegurado que «se aumentó el gasto porque era necesario pero los trabajos se hicieron». En cuanto a los años posteriores ha dicho que «el fiscal reconoce que hay menos pruebas» y ha manifestado: «Si no hay es porque no había nada».

«Contaminación» del tribunal

La defensa de Pérez ha solicitado la absolución de todos los delitos que se le imputan por una vulneración de derechos fundamentales por la «falta de imparcialidad objetiva del tribunal». La abogada ha señalado que los miembros del tribunal que juzga esta pieza «han dictado resoluciones en distintas piezas de Gürtel» y, por ello, «existía apariencia de contaminación».

En cuanto a la petición del Ministerio Público de sumar el delito de asociación ilícita que se produjo la pasada semana, la letrada ha dicho que se vulnerarían los derechos de los acusados porque «se han introducido nuevos hechos que alteran el procedimiento» y sobre los que los acusados no han tenido oportunidad de defenderse, por lo que ha mostrado su esperanza de que la sala no asuma estos hechos añadidos.