La portavoz del Gobierno catalán, Neus Munté
La portavoz del Gobierno catalán, Neus Munté - EFE

La Generalitat insiste en que es imposible cumplir la resolución sobre los bienes de Sijena

El juzgado oscense desestima las razones que había presentado el Gobierno catalán e insiste en que las obras se han devolver el 25 de julio

BARCELONAActualizado:

A un paso de convertirse en el conflicto patrimonial sin fin, la pugna que mantienen los gobiernos catalán y aragonés por los bienes de Sijena sigue en punto muerto. Máxime después de que la Generalitat haya reiterado una vez más que es imposible dar cumplimento literal a la resolución judicial sobre el retorno de las 97 piezas de Sijena que se encuentran en museos catalanes.

Con estas palabras ha querido responder la portavoz del Gobierno catalán, Neus Munté, a la decisión del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 1 de Huesca de desestimar las razones alegadas por la Generalitat y el Museo Nacional de Arte de Cataluña (Mnac) para justificar el incumplimiento de la sentencia que dispone que tienen que devolver los 97 bienes de Sijena el 25 de julio.

«Hemos dicho que desde la perspectiva judicial llegaremos hasta el final; estas obras pueden permanecer en Cataluña», ha sostenido la portavoz del Govern, al distinguir dos paquetes: el que afecta a las pinturas que acoge el MNAC y el de las piezas del Museo de Lérida. Sobre estas últimas, mañana expira el plazo fijado por el juzgado para que el Gobierno catalán presente un plan de traslado de las 97 piezas cuya compra por parte de la Generalitat declaró nula.

Sobre las pinturas murales, Munté ha dicho que la Generalitat tiene «recorrido judicial hasta el Tribunal Supremo (TS)», mientras que en lo referente a los objetos que se encuentran en el Museo de Lérida, ha añadido que el Govern continuará trabajando, ya que no renunciará a ellas para garantizar su buen estado de conservación.

«Siempre hemos mantenido que estamos convencidos de que se nos va a dar la razón sobre la permanencia de las obras en Cataluña en los respectivos museos», ha dicho Munté.