ICAL

A prisión por agredir sexualmente a una niña de los 11 a los 14 años y grabarla en vídeo

El hombre, de 58 años, era amigo de la familia de la menor y la amenazaba con divulgar las imágenes para que mantuviera nuevas relaciones con él

ZAMORAActualizado:

Un hombre de 58 años ha sido detenido en Zamora, y se ha decretado su ingreso en prisión, por supuestamente agredir sexualmente a una niña desde los 11 a los 14 años, grabarla en vídeo y amenazarla con divulgar las imágenes para que mantuviera nuevas relaciones con él, que era amigo de la familia de la menor.

La Policía Nacional lo ha detenido como presunto autor de agresión sexual continuada y pornografía infantil y el juzgado ha decretado su ingreso en prisión.

Se trata de un hombre de 58 años amigo de la familia de la víctima que aprovechó la cercanía de su domicilio con el de la niña para mantener encuentros sexuales con asiduidad durante tres años, según ha informado hoy la Policía Nacional en un comunicado.

La detención tuvo lugar el pasado miércoles día 12, después de que la menor confesara a una amiga lo que le ocurría y ésta le acompañara para que se lo contara a sus padres, quienes se personaron en dependencias policiales para denunciar los hechos.

Tras la denuncia y las investigaciones policiales posteriores, la policía consiguió una orden de entrada y registro del domicilio del detenido, donde le intervinieron diversos dispositivos electrónicos con material de interés para la investigación.

La primera agresión sexual supuestamente se produjo a mediados de 2015, cuando la menor tenía once años y el hombre le invitó a acudir a su casa para darle algo para su padre y una vez allí la amenazó con hacerle daño a ella o a su familia para que accediera a mantener relaciones sexuales con él.

Posteriormente, continuó los encuentros durante tres años y grabó algunos de ellos en vídeo y se los mostró a la víctima para amenazarla con publicarlos a través de internet si no volvía a su domicilio.

La víctima decidió dejar de mantener contactos con su agresor en octubre de este año y para ello evitó encontrarse con él, aunque el hombre llegó a llamarle por teléfono y amenazarla con publicar los vídeos cuando se encontraba con su amiga, a la que confesó lo que le ocurría y ella le animó a contárselo a sus padres.