Alfonso Fernández Mañueco, este lunes en Madrid con la nueva presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso
Alfonso Fernández Mañueco, este lunes en Madrid con la nueva presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso - ABC

Mañueco defiende bajar los impuestos, pero con «armonización fiscal»

Apoya la rebaja de Diaz Ayuso en Madrid y defiende que «está en el ADN del PP»

Igea insiste en igualar tributos y dice que «puede haber fuga de empresas»

ABC / M. SERRADOR
Madrid / ValladolidActualizado:

La bajada de impuestos está «en el ADN del PartidoPopular», defendió este lunes el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, en Madrid, donde asistió a la toma de posesión de su compañera de partido Isabel Díaz Ayuso como presidenta de la Comunidad de Madrid. Eso sí, una rebaja en los tributos acompañada en todas las comunidades, precisó Fernández Mañueco, quien reclamó que el nuevo modelo de financiación autonómica pendiente debe permitir una armonización fiscal que, puntualizó, debe ser «a la baja, no al alza» entre las comunidades. Todo después de que Díaz Ayuso haya prometido una importante mengua tributaria en la Comunidad vecina. Y precisamente ante la pregunta por la posible repercusión en Castilla y León y, sobre todo, en las provincias que hacen límite con Madrid como Ávila y Segovia, Fernández Mañueco defendió que la bajada de impuestos está «en el ADN del PP», ya que incidió en que es positiva.

Aunque, matizó, apuestan por un nuevo modelo de financiación autonómica que permita la armonización fiscal y la igualdad «entre todas las comunidades», pero «a la baja y no al alza», ya que esas políticas fiscales con subidas, en su opinión, se han demostrado «fracasadas» y «crean al final más paro». Con esa armonización, añadió, se deberían incorporar nuevos recursos a las comunidad para favorecer la gestión de los servicios públicos, informa Ep.

El presidente de la Junta señaló que la Comunidad de Madrid «hace uso de su prerrogativa autonómica y la capacidad que tiene de bajar impuestos». Y recalcó que él mismo cree en la rebaja de los tipos y recordó que en la campaña electoral y en su discurso de investidura como nuevo presidente del Ejecutivo Castilla y León –tras el acuerdo con Ciudadanos– ya habló de la supresión del Impuesto de Sucesión entre familiares, del descenso progresivo «a medida que el crecimiento económico lo permita» del IRPF o de medidas fiscales que favorezcan la adquisición de la primera vivienda en el medio rural.

«No es bueno subir»

También el vicepresidente de la Junta y consejero de Transparencia, Francisco Igea (Cs), se refirió este lunes a la bajada de impuestos anunciada por la Comunidad de Madrid para asegurar que el Gobierno castellano y leonés «peleará» por la armonización fiscal para evitar la competencia desleal entre territorios. Reconoció, no obstante, que la bajada impositiva anunciada por Díaz Ayuso «nos parece mal porque puede haber una fuga de empresas». En este sentido, Igea insistió en su propuesta de «intentar armonizar la presión fiscal para evitar la competencia desleal», una apuesta de «gobierno liberal» porque «lo que nos parecía mal hace seis meses, también ahora».

Además, el también portavoz de la Junta respondió con ironía a las declaraciones del secretario general del PSCL, Luis Tudanca, reclamando beligerancia ante ese anuncio de Díaz Ayuso. «Nos congratula que el señor Tudanca entienda, por fin, que no es bueno subir impuestos, después de que su formación propusiese una subida impositiva para recaudar mil millones de euros», apuntó.

En cualquier caso, Fernández Mañueco destacó que Madrid y Castilla y León tienen por delante un «gran proyecto de futuro, que se llama España» y que ambas comunidades van a construir con gobiernos sobre las bases de «la moderación, las políticas centradas y liberales, de las que traen el éxito a nuestras sociedades y a nuestra tierra». Insistió en que, en los próximos cuatro años, los gobiernos de ambas autonomías y sus presidentes van a trabajar «codo con codo» porque tienen por delante «un gran proyecto de futuro que se llama España», que «vamos a construir entre Madrid y Castilla y León».

Entre las medidas a llevar a cabo destacó expresamente la bajada de impuestos que, dijo, «permiten el estímulo de la actividad económica y de la creación de empleo». Además, reclamó que esas acciones que favorezcan el empleo y la implantación de empresas en el medio rural no solo sean tomadas por las comunidades, sino también en el estatal. Además, Fernández Mañueco incidió en que «es fundamental que haya gobierno en España». Las autonomías necesitan contar con un presupuesto para poder gestionar sus servicios públicos, ejemplificó para defender la necesidad de la conformación del nuevo Gobierno.