Material recuperado por la Guardia Civil
Material recuperado por la Guardia Civil

Tres detenidos tras cometer ocho robos en localidades toledanas

El Equipo ROCA de Toledo también investigó a estas personas por un delito de resistencia y desobediencia a agentes de la Autoridad

Actualizado:

La Guardia Civil ha detenido a tres personas, con edades comprendidas entre los 19 y los 32 años, por ser los presuntos autores de ocho delitos de robo cometidos en las localidades toledanas de Bargas, Illescas, Cedillo del Condado, Chozas de Canales y El Viso de San Juan.

La Delegación del Gobierno de Castilla-La Mancha ha informado en un comunicado de las investigaciones comenzaron en mayo, cuando un vecino de Bargas presentó una denuncia de robo ante la Guardia Civil y alertó de que le habían robado en una nave, ubicada en un polígono industrial de este término municipal, y que le habían sustraído una furgoneta isotérmica, productos alimenticios y herramientas.

Ese mismo día, la Guardia Civil localizó la furgoneta sustraída en una urbanización de la localidad de Palomeque, por lo que fue entregada a su propietario, aunque cuatro días después, este mismo hombre denunció nuevamente la sustracción de este vehículo.

El Equipo ROCA de Toledo inició una investigación por estos hechos y de otros similares que habían ocurrido en varios municipios y a través de las respectivas inspecciones oculares que realizó pudo comprobar que por el modus operandi de su ejecución podían estar relacionados.

Con el avance de las investigaciones, la Guardia Civil logró identificar a tres hombres como los posibles responsables de estos hechos ilícitos, todos ellos con antecedentes delictivos y que se dedicaban al montaje de atracciones de feria.

Durante un dispositivo que la Guardia Civil tenía dispuesto para la localización de estas personas, fueron vistos circulando con la furgoneta sustraída cerca de la localidad de Palomeque.

Estos hombres, al verse descubiertos, se dieron a la fuga con el vehículo, pero fueron interceptados poco después, ante lo cual opusieron gran resistencia a su detención.

La Guardia Civil registró los domicilios de estas personas y halló en ellos numerosos objetos que habían sido denunciados como sustraídos y otros que están siendo analizados por los agentes para determinar su propiedad.

Por todo ello, la Guardia Civil ha puesto a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Illescas a los tres detenidos, como autores de ocho delitos de robo con fuerza en las cosas, pertenencia a grupo criminal y resistencia y desobediencia.

La Guardia Civil no descarta que se con la detención de estas tres personas se puedan esclarecer más delitos.