José Manuel Caballero, en su toma de posesión como presidente provincial
José Manuel Caballero, en su toma de posesión como presidente provincial - Diputación Ciudad Real

José Manuel Caballero, elegido presidente de la Diputación de Ciudad Real

«Los 25 diputados que conforman la Diputación van a trabajar cada día por los que peor lo pasan», ha afirmado

Ciudad RealActualizado:

José Manuel Caballero ha sido elegido este sábado presidente de la Diputación de Ciudad Real, por mayoría absoluta, con los votos de los quince diputados que conforman el grupo socialista en la Institución provincial.

Caballero afrontará así su segundo mandato al frente de la Institución, que inicia su décima legislatura una vez que todos los diputados provinciales, los quince del PSOE y los diez del PP, han prometido o jurado su cargo.

El acto de toma de posesión de Caballero la Diputación Provincial de Ciudad Real ha contado con la presencia de numerosas personalidades del mundo de la política y la sociedad ciudadrealeña, entre ellos el presidente de Castilla-La Mancha en funciones, Emiliano García-Page, quien se ha fundido en un sincero abrazo con Caballero una vez ha terminado su discurso.

Al acto también han acudido el presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez; el expresidente de Castillla-La Mancha, José María Barreda, o los expresidentes de la Diputación de Ciudad Real, Javier Martín del Burgo, Francisco Ureña y Nemesio de Lara.

También ha estado presente el presidente de la Cortes regionales, Pablo Bellido; los consejeros en funciones de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, y de Sanidad, Jesús Fernández, además de diputados nacionales y regionales, senadores y alcaldes de toda la provincia.

En su discurso de toma de posesión, las primeras palabras de Caballero han sido para recordar a quienes en estos momentos combaten el fuego en Castilla-La Mancha, «luchando con todas sus fuerzas» para que produzcan el menor daño posible.

Caballero ha señalado que afronta esta nueva responsabilidad «con prudencia y con humildad» como ya lo hizo al tomar posesión en su primera legislatura, decidido a trabajar «por las dificultades y los problemas» a los que se enfrentan los ciudadanos de la provincia.

Y ha señalado que «los 25 diputados que conforman la Diputación van a trabajar cada día por los que peor lo pasan» porque deben tener «la esperanza de ser felices».

Su futuro equipo de Gobierno, que será paritario, trabajará para lograr «una provincia que ofrezca iguales oportunidades a todos los ciudadanos, con independencia del lugar en el que vivan», ha remarcado.

Provincia dinámica e innovadora

Será prioritario para Caballero, ha enunciado, lograr una provincia dinámica e innovadora, abierta a nuevos modelos productivos que «aceleren el desarrollo sostenible y garanticen la calidad de vida de sus ciudadanos» y para ello se deberá enfrentar al reto que supone el despoblamiento y que ha llevado a la provincia a tener 20.000 habitantes menos que en 2015.

Aunque ha reconocido que «no es un problema exclusivo de Ciudad Real, ni tampoco de Castilla-La Mancha», ha creído necesario trabajar por evitar el «crecimiento vegetativo negativo» que se viene registrando desde hace más de 20 años.

Su compromiso, ha dicho, es que el presupuesto para 2020 contemple una partida presupuestaria importante para impulsar un plan que garantice que no haya diferencias en el acceso a los servicios y las oportunidades para los ciudadanos que viven en zonas rurales respecto de los de las urbanas.

También entre sus prioridades ha reseñado el seguir impulsando planes de empleos, especialmente para desempleados de larga duración y parados, así como medidas que faciliten la inserción laboral de los jóvenes, convocando un programa de prácticas laborales remuneradas de la que podrán beneficiarse 400 jóvenes de la provincia.

Igualmente, ha abordado el seguir trabajando por apoyar sectores claves para la economía provincial como el agroalimentario y el turístico, con la implantación de proyectos logísticos, y el desarrollo de las energías renovables basadas en el sol, todo ello con políticas sostenibles.

Caballero ha apostado, además, por seguir impulsando medidas que favorezcan la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, así como por recuperar la memoria histórica y para concluir ha tendido la mano a la oposición por «trabajar conjuntamente» por la provincia.