Mario Pascual Vives, esta mañana en la puerta de su despacho de Barcelona - EFE
«caso nóos»

La Infanta Doña Cristina se reúne con el abogado de su marido

Pascual Vives asegura que ha visto a la Infanta «preocupada» en una entrevista «de cortesía»

BARCELONA Actualizado:

La Infanta Cristina ha aprovechado su visita a Barcelona para reunirse con Mario Pascual Vives, el abogado y portavoz de su marido, Iñaki Urdangarín, quien ha asegurado a la agencia Efe que ha visto a la Infanta "preocupada" en una entrevista "de cortesía" para "recabar algunos datos".

Doña Cristina acudió ayer a Barcelona por cuestiones laborales relacionadas con su cargo de directora del Área de Internacional de la Fundación La Caixa, y asistió anoche a una cena organizada por el Instituto de Salud Global, impulsado por la Obra Social de la entidad financiera.

Según ha informado el abogado antes de entrar en su despacho, la Duquesa de Palma "está preocupada, es lógico", pero la ve "especialmente dedicada a cuestiones profesionales de forma intensa". "Ha sido esencialmente una conversación de cortesía. Quería confirmar algunos datos después de verme con el señor Urdangarin", ha explicado el abogado.

El abogado sostiene que Urdangarín cree que actuó correctamente y, si no es así, pediría perdón

Mario Pascual Vives, que prepara la declaración del Duque consorte de Palma el próximo 25 de febrero como imputado en una pieza separada del caso Palma Arena, ha reconocido no haber leído aún las últimas informaciones sobre el caso y se ha dirigido a los periodistas para quejarse: "Siempre ustedes van con ventaja (...) son cuestiones que formalmente a mí no me llegan en el proceso". Sobre la cercanía de la declaración de Urdangarín, su portavoz ha comentado que todavía "quedan algunos días y cada día es una aventura. A ver qué pasará. Nos queda trabajo por analizar".

El Duque pediría disculpas

Preguntado sobre si Urdangarín expresará arrepentimiento si se demuestra que cometió alguna irregularidad, Mario Pascual Vives se ha referido a las primeras comunicaciones del Duque de Palma y ha señalado que "él tiene la convicción de haber actuado correctamente, pero si no, habrá que ver en qué dimensión y entiendo que entonces pediría perdón". "Siempre todos en la vida si pudiéramos tirar el tiempo atrás, haríamos cosas de otra manera", ha manifestado el abogado.

Esta mañana, la Infanta ha acudido asimismo a su despacho en la sede de la Fundación, situada en la Avenida Diagonal de Barcelona. Esta es la primera vez que Doña Cristina, que reside en Washington, se desplaza a Barcelona desde la imputación de su marido, Iñaki Urdangarín, en la causa abierta por un juez de Palma por las supuestas irregularidades del Instituto Nóos. Urdangarín está citado a declarar como imputado el próximo 25 de febrero por el juez del caso Palma Arena, José Castro, que en una pieza separada investiga al Duque de Palma y a una veintena de personas más por el supuesto uso irregular de fondos públicos por parte del Instituto Nóos.