Isabel Celaá, portavoz del Gobierno en funciones
Isabel Celaá, portavoz del Gobierno en funciones - ÓSCAR DEL POZO

Celaá dice ahora que los plagios de Manuel Cruz son una cuestión privada

La portavoz del Gobierno en funciones cree que el presidente del Senado debe decidir «hasta qué punto da explicaciones»

MadridActualizado:

La ministra de Educación y portavoz del Gobierno en funciones, Isabel Celaá, afirmó anoche que la gestión del escándalo por los plagios de Manuel Cruz en un manual de filosofía «se corresponde con la privacidad del presidente del Senado».

En declaraciones en el canal 24 horas, Celaá dio por buenas las explicaciones ofrecidas ayer por el presidente del Senado, que se limitaron a un comunicado de prensa difundido por su equipo de comunicación en el que justificaba las «coincidencias mínimas enter comentaristas que han leído y trabajado sobre el mismo autor» por el carácter «divulgativo» de la obra.

«Si quieren que añada algo más», dijo después ante los periodistas, «simplemente añadiré que no todo vale en política». ¿Por qué Cruz no ofrece una rueda de prensa para defender su trabajo académico? «Forma parte de su privacidad dar explicaciones y hasta qué punto debe dar esas explicaciones», sostiene Celaá, portavoz y ministra de Educación del Gobierno. «Se corresponde con la privacidad del presidente del Senado», añadió Celaá. «Él sabrá hasta qué punto tiene que dar explicaciones o no».

En la misma línea que otros miembros del PSOE, Celaá defendió a Cruz escudándose en que «es catedrático de Filosofía y un reputado filósofo muy respetado en su profesión». La ministra de Educación mantiene que «ningún periódico es una gran autoridad intelectual» para determinar «con una herramienta no académica» si la apropiación de citas de otros autores sin mencionarlos es plagio o no. «El resultado de lo de hoy es muy equívoco», dijo Celaá.

Desde primera hora de la mañana de ayer, el PSOE dejó claro su respaldo a Cruz e hizo hincapié en su prestigio académico y trayectoria intelectual, haciendo notar cómo la información de ABC con los párrafos copiados textualmente de otros autores se publicaba justo el mismo día del primer pleno del Senado.

«No todo vale en política» es la consigna que lanzó el propio Cruz primero en un comunicado difundido por su equipo y luego en unas breves declaraciones a la entrada de la Junta de Portavoces, que fueron sido asumidas y repetidas por senadores del PSOE, ministros del Gobierno en funciones y el portavoz socialista, Ander Gil.