Durante los registros, también se han intervenido 225.230 euros en efectivo y objetos por valor total de 13.750.000 euros
Durante los registros, también se han intervenido 225.230 euros en efectivo y objetos por valor total de 13.750.000 euros - abc
operación «Túnido»

Cae una red que blanqueó 50 millones de euros por la venta de hachís en Europa

Solo en 2012 fueron incautados 5.300 kilos de hachís de la banda cuya estructura ha sido desmantelada por completo, también económicamente

Actualizado:

La cooperación entre España y Bélgica durante poco más de un año ha dado sus frutos. La Guardia Civil, la Policía Federal Belga y Europol han desmantelado una de las redes más importantes de narcotráfico y blanqueo de dinero. La llamada operación «Túnido» se ha saldado con la detención de 46 personas, 5 imputados y la incautación de diferentes propiedades y objetos valorados en 13.750.000 euros. A lo largo de los seis años de vida de la organización, los narcotraficantes lograron blanquear más de 50 millones de euros en varios países europeos como Bélgica, Francia, Alemania u Holanda.

La banda, encabezada por ciudadanos de origen marroquí, contaba con integrantes en el continente africano que se encargaban del cultivo de las plantaciones de cannabis y de todo el proceso de elaboración de la droga. Después, preparaban y marcaban el envase del hachís con un aerosol rojo, normalmente, para delimitar a qué integrante de la organización pertenecía el alijo y la calidad de las pastillas. El jefe de la trama ha sido detenido en Granada y la mayoría de los arrestos se han producido en la provincia de Málaga.

En barcos, en la playa y a plena luz del día

El siguiente paso era trasladar la droga hasta las costas onuvenses. Para no levantar sospechas contaron con la colaboración de dos británicos. Éstos, a plena luz del día, pasaban el alijo desde barcos recreativos hasta los maleteros y dobles fondos de los coches de la organización. En cada vehículo podían llegar a ocultar unos 100 o 150 kilos de estupefacientes. Un guardia civil que estaba en la playa se percató de los extraños movimientos de los detenidos y alertó al resto de agentes de lo que podía estar ocurriendo.

Esta «colla» –grupo de colaboradores encargados de ocultar la droga durante el traspaso– trasladaban el hachís hasta unas viviendas con garaje propio y con acceso directo y privado para asegurar así la mayor discrección.

Una marroquinería de tapadera

Para el blanqueo del dinero de la venta de los estupefacientes, los narcotraficantes contaban con un experto en esta actividad. Esta persona ocultaba sus irregularidades tras un discreto negocio de venta al por menor de marroquinería y de productos de cuero situado en una zona comercial de Torremolinos (Málaga). Su lugarteniente, utilizando empresas interpuestas y movimiento de dinero a terceros países, podrían haber colocado más de 13 millones de euros en el mercado legal.

Aunque la red tenía una estructura empresarial para el blanqueo de dinero, estas operaciones se hacían siempre por compensación. Esto quiere decir que no se producía un traslado de dinero físico ni transferencias bancarias, sino que se abonaba al momento.

En total, las autoridades han cifrado en 5.300 kilos el hachís incautado el año pasado a la red en diferentes puntos del país: Almería, Asturias, Ciudad Real, Murcia, Extremadura, entre otros. Con la detención de sus 50 integrantes, la banda ha sido desmantelada en toda su estructura, incluida la económica, por lo que la Guardia Civil considera inviable que vuelva a brotar.

También se ha procedido al embargo de otros 63 vehículos, 20 inmuebles y 5 sociedades, valorados en 4.600.000 euros. A esta cantidad habría que sumar el dinero existente en las cuentas bancarias bloqueadas a los detenidos, de las que aún se desconoce el importe total.

La Guardia Civil ha destacado el apoyo fundamental en el marco legal de la operación que ha llevado a cabo el ECI (Equipo Conjunto de Investigación), a través de Eurojust y que ha permitido un rápido intercambio de información entre la Guardia Civil, la Policía belga y EUROPOL.