Las pensiones de viudedad subirán un 7,7% en agosto y otro 7,1% en 2019

Los beneficiarios serán las personas con 65 o más años que no perciban otra pensión pública ni ingresos

MadridActualizado:

Casi 500.000 personas, la mayoría mujeres, verán incrementada su pensión de viudedad un 7,7% a partir del 1 de agosto de este año después de que el porcentaje de la base reguladora para el cálculo de la misma suba del 50 al 56%. A partir del 1 de enero de 2019, habrá otra mejora del 7,1% cuando la base reguladora suba al 60%.

Estos incrementos, pactados en su día por el Gobierno de Rajoy y el PNV, han sido aprobados hoy por el Consejo de Ministros a propuesta del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social y beneficiará a las personas con 65 o más años que no perciben ingresos por trabajo u otros rendimientos por encima del límite establecido de 7.347,99 euros al año, ni otras pensiones públicas española o extranjera.

Con esta subida se desarrolla la disposición adicional trigésima de la reforma de pensiones de 2011, en la que se contemplaban mejoras para las pensiones de viudedad de mayores de 65 años con menores ingresos. El Gobierno de Mariano Rajoy fue aplazando su cumplimiento año tras año a través de la Ley de Presupuestos del Estado.

Para quienes cobran una pensión de viudedad complementada a mínimos, la subida no supondrá un aumento de la paga. En este colectivo, las pensiones reciben el mínimo establecido cada año en los Presupuestos. Por lo tanto, esta mejora se absorbe parcial o totalmente en el complemento que abona el Estado.

La mejora hoy aprobada es independiente de la subida adicional de las pensiones que se aplicará con efectos retroactivos del pasado 1 de enero y que con carácter general supone un aumento del 1,35% (que se suma al 0,25% aplicado en enero). En el caso de las pensiones mínimas, la subida adicional será del 3% (2,75% + 0,25%) en todas las modalidades. Esta subida ha sido aprobada en los Presupuestos para 2018.

La Seguridad Social prevé que la mejora de la pensión de viudedad afectará a alrededor de 465.000 personas, en su mayoría mujeres, a partir del 1 de enero de 2019, cuando se complete el aumento de la viudedad hasta el 60% de la base reguladora.

Para la Seguridad Social la aplicación de la base reguladora del 56% supone un aumento del gasto estimado de 301,31 millones de euros desde el 1 de agosto al 31 de diciembre de 2018. A partir de 2019, cuando culmine la subida hasta el 60%, el aumento del gasto anual para el sistema de la Seguridad Social será de 1.381,73 millones.