Kawhi Leonard, en un partido con los San Antonio Spurs
Kawhi Leonard, en un partido con los San Antonio Spurs - AFP

NBAKawhi Leonard es traspasado a Toronto, DeMar DeRozan a San Antonio

Tras un auténtico culebrón, el ya exSpur ha sido enviado a los Raptors a cambio de un pack que incluye a DeRozan

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Fin del culebrón del verano en la NBA. Kawhi Leonard pone rumbo a los Toronto Raptors. Eso han decidido las directivas de canadienses y tejanos, que llevaban un par de semanas negociando sobre qué iba a incluir el paquete por Leonard. Así queda el traspaso:

Toronto Raptors se hace con Kawhi Leonard y Dany Green

San Antonio Spurs recibe a DeMar DeRozan, Jakob Poeltl y la primera ronda del Draft 2019 -solo si es del 21 al 30-

La polémica está servida: Kawhi Leonard quería salir de San Antonio, pero no del país; ha mostrado públicamente su descontento con el movimiento. DeRozan, al que su presidente le prometió hace tan solo una semana que no iba a se traspasado, no ha sido menos; en sus redes sociales ha publicado comentarios como «No puedes confiar en ellos -la directiva de Toronto-, ya no hay lealtad en este deporte». Ambos jugadores quedan descontentos.

Así quedan Spurs y Raptors

Los Spurs de Pau Gasol se han quitado un peso de encima. Ni Kawhi ni la franquicia querían continuar con una relación rota desde la problemática temporada pasada. Popovich, su entrenador, no admitía mandar al dos veces mejor defensor del año y dos veces All-Star a un rival directo -condición que rompió las negociaciones con Los Ángeles Lakers-. Toronto era lo más lejos que podían mandarle, y así lo hicieron.

San Antonio se deshace de un jugador al que le quedaba un único año de contrato para reforzar su plantilla con un cuatro veces All-Star como DeMar DeRozan. En el traspaso, aunque querían a Og Anunoby, un joven con un tremendo potencial defensivo, incorporan a Jakob Poeltl, un pivot alto y tirador, y una primera ronda protegida. Pau Gasol se queda en el equipo tejano.

Toronto se la juega. Sus directivos, hartos de no llegar a las finales de la NBA, despidieron a Dwane Casey -nombrado más tarde entrenador del año-. Ahora, sin LeBron James en su conferencia, quieren dar el salto. Hay mucho riesgo en apostar por un jugador problemático y descontento al que le queda un año de contrato: si no renueva, habrán perdido a DeRozan y demás piezas a cambio de nada. Pero si sale bien, pueden por fin alzar el título en el Este.

Junto con Ibaka, Lowry y Valanciunas, Kawhi Leonard, candidato a mejor jugador del año en 2017, puede conformar el, a priori, equipo más competitivo del este junto a Philadelphia 76ers y Boston Celtics.