Ejemplares de «La muerte del comendador» con avisos amarillos de la censura
Ejemplares de «La muerte del comendador» con avisos amarillos de la censura - AFP

La censura de Hong Kong declara «indecente» la nueva novela de Murakami por su contenido sexual

«La muerte del comendador» no puede venderse a menores de 18 años y debe llevar una etiqueta de advertencia.

Actualizado:

El Tribunal de Artículos Obscenos de Hong Kong ha clasificado el último libro de Haruki Murakami como «Clase II, material indecente» de forma temporal. Esta etiqueta supone que solo puede ser vendida en tiendas con una etiqueta en la portada avisando de sus contenidos y con acceso restringido a los menores de 18 años. Asimismo, el tribunal dictaminaba su retirada de la feria del libro que se estaba celebrando en la ciudad, de acuerdo con el periódico The Guardian.

Tras la polémica decición, asociaciones culturales y editoriales locales se han unido para lanzar una petición on line en contra que ya han respaldado 2.100 personas, de acuerdo con el South China Morning Post. La campaña afirma que el dictamen «convierte a Hong Kong en el área más conservadora de Asia Central y avergonzará a sus habitantes».

El libro, que se publicará en español el próximo 9 de octubre, gira en torno a un pintor de retratos cuya esposa de repente quiere el divorcio. De acuerdo con la editorial Tusquets, es «una historia adictiva e inquietante» en torno a la soledad, el amor, el arte y el mal, con un homenaje a «El gran Gatsby», y está concebida en dos partes. Como gran parte del trabajo de Murakami, la novela incluye algunas escenas sexuales.

Sin embargo, la petición argumenta que muchas obras literarias tenían un contenido más explícito que «La muerte del comendador» y que si esta novela se consideraba «indecente», la mayoría de las obras literarias también podían incluirse en esta categoría.

Además, la campaña señala que los libros de Murakami nunca habían sido clasificados previamente como «indecentes» en China continental, Taiwán o Hong Kong.

A partir de la fecha del dictamen, 12 de julio, la editora del libro China Times Publishing de Taiwán tiene 14 días para apelarlo. Sin embargo, «antes de apelar, tenemos que discutirlo internamente para tener una idea más clara de qué hacer», ha afirmado una portavoz de la editorial.