Siete anglicismos que irritan a la RAE

Repasamos algunos extranjerismos innecesarios, seleccionados por el director de la Real Academia Española, Darío Villanueva

Actualizado:

Dice Darío Villanueva, director de la Real Academia Española (RAE), que los préstamos lingüísticos son un asunto que preocupa a la institución desde sus orígenes. En el momento de su fundación, a principios del siglo XVIII, el francés era la lengua que presionaba al español. Ahora es el inglés, que se abre paso en el habla del día a día. Repasamos siete anglicismos «innecesarios» según el director de la Academia.

1. Save the date: «A mí se me abren las carnes cuando recibo una invitación, a veces de un organismo oficial, y comienza diciendo "save the date" en vez de decir apunte en su agenda», explica Villanueva. También ocurre lo mismo con «dress code» (vestir de etiqueta, código de vestimenta).

2. Online: «Yo jamás digo que algo está "online", porque eso se dice "en línea". La traducción no tiene problemas ahí».

3. Tablet: «El colmo de los anglicismos innecesarios está en una palabra en la que yo siempre insisto: "tablet". Nunca sabemos si es masculino o femenino. La palabra española, que viene de la misma raíz que la inglesa, es tableta. Y está en el diccionario. Ya le hemos añadido la acepción. Sabemos perfectamente que es femenino. Y el plural es muy sencillo: tabletas. Si dices "tablet", ¿el plural como es? ¿Tablets? Tienes que hacer un juego fónico que no es propio del español: un grupo final de dos consonantes. No tiene ni pies ni cabeza».

4. Influencer: «Es una verdadera cursilería de tomo y lomo. Estamos hablando de una persona influyente. Además, en este caso, la palabra viene del latín: el "influencer" inglés viene de la misma raíz latina de donde viene influyente».

5, 6 y 7. Followes, like y link: «En vez de seguidores decimos "followers", en vez de enlace, "link", en vez de me gusta, "like". Este tipo de cosas son verdaderamente increíbles».