El robot que voló sobre la Luna

Acompañamos al equipo internacional en la misión del prototipo Ocean One, en la que se inspeccionó el pecio de la fragata Lune, de la flota del Rey Sol, hundida en Tolón en 1664

Actualizado:

El buque científico André Malraux parte del puerto de L'Estaque, próximo a Tolón, para la prueba de un nuevo prototipo de robot creado por el gurú internacional de robótica de Stanford, Oussama Khatib. A bordo del buque insignia de la agencia arqueológica francesa, la DRASSM, el proyecto dirigido por el arqueólogo Michel L'Hour tiene como objetivo que el Ocean One -que así se llama el prototipo- realice labores de arqueología, aprovechando su capacidad tecnológica sin precedentes. Veremos a esta máquina que incorpora la más avanzada tecnología bucear entre cañones y piezas de cerámica de una fragata hundida en 1664, llamada Lune, o Luna, de la flota del Rey Sol.

El Ocean One, que inaugura una nueva generación de robots, está pensado para ser utilizado en entornos hostiles. En este caso, la profundidad a la que los buzos no pueden llegar y donde, por tanto, no se pueden realizar tareas muy delicadas. Veremos cómo se organiza el equipo y asistiremos a la inmersión de dos vehículos remotos que acompañan al Ocean One hasta el pecio de la fragata Lune, a 91 metros de profundidad. La prueba fue un éxito y abre una nueva era de arqueología y trabajos a gran profundidad. ABC estuvo allí para contárselo a sus lectores. [ Vea aquí la galería de fotos de la misión]