Miembros de esta tribu urbana posan ofreciendo su tradicional gesto distintivo de la mano cornuda
Miembros de esta tribu urbana posan ofreciendo su tradicional gesto distintivo de la mano cornuda - DE SAN BERNARDO

Los fans del heavy metal se comunican como las ignotas tribus de Papua Nueva Guinea, según un estudio

Una investigación de la University College London encuentra vínculos, al son de oscura música catártica, entre ambos grupos humanos aparentemente tan desconectados

Actualizado:

Los aficionados al heavy metal han evolucionado para comunicarse entre sí de una manera similar a las tribus ignotas de Papua Nueva Guinea, según descubrió un estudio de antropólogos de University College London y recoge «The Telegraph».

Y es que en sus habituales y llamativos pogos enfrente del escenario, tienen reglas de comportamiento legadas de los más veteranos a los más jóvenes y que son un espejo de estas tribus con 40.000 años de historia, además de que hay rituales de intercambio de obsequios y suena una oscura música catártica.

Lindsay Bishop es la investigadora que ha realizado este mayúsculo esfuerzo investigador al haber estudiado este tipo de rock duro nada menos que durante diez años, empezando en los seguidores de Black Sabbath en Birmingham para luego analizar a los millones de admiradores de este género «all around the world».

Los mayores enseñan la «etiqueta», el «must» vestimental para pertenecer a esta tribu urbana, y los jóvenes aprenden también que los pogos no consisten en una pelea (el heavy no es violencia) sino que es una forma de liberar tensión y de crear vínculos entre las personas. Al pogo, y esto es una regla no escrita, se entra voluntariamente y si alguien se cae se le levanta inmediatamente, cuenta también «The Daily Mail».

Bishop dice que su investigación demuestra como hay algunos «principios» fundamentales en nuestra humanidad, ya que la conexión entre estos dos grupos aparentemente tan desvinculados así lo atestigua. Además, esta investigadora concluye que este tipo de música no es ya para «hombres blancos cabreados» sino que, como comunidad, son culturalmente inclusivos y transgeneracionales.

Si Darwin levantara la cabeza... ojalá escuchara heavy metal (para ver su reacción).