Adolf Hitler
Adolf Hitler - ABC

¿Por qué Adolf Hitler y los nazis alcanzaron el poder en Alemania?

Un nuevo estudio pone en duda la efectividad de las habilidades discursivas del jerarca nazi

Actualizado:

De dar discursos en bares al Reichstag alemán. De la marginalidad más absoluta a arrastrar a Europa a uno de sus momentos históricos más negros. Parte de la culpa de la subida al poder de Adolf Hitler en Alemania, según no pocos especialistas, tuvo que ver con su capacidad discursiva y sus proclamas incendiarias. En su control absoluto de las masas gracias a una argumentación demagógica.

Sin embargo, según afirma Phys.org, un nuevo estudio realizado por politólogos de la Universidad de Konstanz (Alemania), y que se publicará próximamente en American Political Science Review, cuestiona esta teoría. Los investigadores han cruzado los datos de las apariciones públicas de Hitler con los resultados cosechados por el partido nazi entre los años 1927 y 1933. El estudio demuestra que las ciudades en las que pronunció algunos de sus discursos más sonados no fueron aquellas en las que su partido obtuvo los mejores resultados.

«Estamos sorprendidos de cuán marginal fue el efecto de las apariciones electorales de Hitler, especialmente cuando uno considera a los testigos e historiadores contemporáneos que han confirmado sus excepcionales habilidades retóricas», dijeron los autores del estudio, Peter Selb y Simon Munzert, en un comunicado.

El estudio demuestra que el triunfo del partido nazi estuvo más relacionado con la situación económica y política que atravesaba Alemania desde la I Guerra Mundial que con las habilidades retóricas del jerarca nazi. La precariedad a la que tuvo que hacer frente el pueblo germano en época de la República de Weimar es, probablemente, la mejor explicación al ascenso de un hombre que condujo a Europa a la situción más crítica de su historia.