J0an Guirao, ministro de Cultura y Deporte, durante su intervención en la Gamescom
J0an Guirao, ministro de Cultura y Deporte, durante su intervención en la Gamescom - FOTO: MINISTERIO DE CULTURA

Guirao: «Los videojuegos son impulsores de valores e ideas, igual que las películas o los libros»

El ministro de Cultura y Deporte inaugura la feria Gamescom en donde España es el país invitado con la presencia de 16 firmas nacionales

JON OLEAGA
ENVIADO ESPECIAL A COLONIA (ALEMANIA)Actualizado:

España es el cuarto país de Europa en consumo de videojuegos, aunque sigue lejos de ser una potencia en su desarrollo. Es un sector que mueve anualmente más de 1.300 millones de euros, siendo la primera oferta de ocio de los españoles por encima de la música y el cine juntos.

El ministro de Cultura y Deporte, Joan Guirao, ha defendido este martes el «gran potencial» de los videojuegos en la inauguración de la feria Gamescom que se celebra hasta el jueves en Colonia (Alemania) y que tiene a España como país invitado por primera vez en la historia del evento, el de mayor influencia en Europa. «El sector de los videojuegos tiene un enorme potencial en España, pues somos un país con una larga tradición en creatividad e innovación en las artes», apuntó.

Pese a que el ministro ha asegurado que el sector ofrece unos «índices de rentabilidad muy altos», tan solo se observan unos cuatrocientos estudios de desarrollo. En su opinión, los videojuegos son un «punto de aprendizaje cultural no solo para los jóvenes», ya que -asegura- cientos de personas han «crecido» con esta forma de ocio digital, siendo además una «influencia importante» en el aspecto sociocultural. «Los videojuegos son impulsores de valores e ideas, igual que las películas o los libros», añadió.

«Los videojuegos son cultura, historia, diseño, arte y música. El sector de los videojuegos tiene un gran futuro en España, considerado un pilar angular de la economía»

«Los videojuegos son cultura, historia, diseño, arte y música. El sector de los videojuegos tiene un gran futuro en España, considerado un pilar angular de la economía», sostuvo durante su intervención en la feria alemana que cuenta con la presencia de 16 empresas españolas que presentarán sus novedades relacionadas con la realidad virtual, la realidad aumentada o los llamados deportes electrónicos.

«Los videojuegos han incorporado muchas de las artes existentes, como el audiovisual, la música, la literatura y el diseño gráfico, vinculándolos a todos con un elemento nuevo e increíble: la interactividad. Hoy en día, no podemos ignorar la influencia de los videojuegos en la mayoría de ellos», apuntó. En España se calcula la existencia de unos 15 millones de videojugadores y un consumo que superó los 1.300 millones de euros el pasado año. Las empresas españolas facturaron más de 700 millones de euros en 2017, un incremento del 15,6% respecto al periodo anterior. «El sector tiene una enorme proyección al ser una industria joven con clara vocación internacional», destacó.

Guirao ahondó sobre los videojuegos no como producto de ocio sino como cultura. Explicó cómo los videojuegos no son un mero entretenimiento sino que han impactado en la cultura de millones de personas. Algo que el ministro espoleó a que la industria del videojuego sea «el futuro» de España como «una piedra angular» de una economía, la digital, que cada vez tiene más importancia. En su opinión, la razón de que España participe de forma activa en el Gamescom permitirá a más empresas locales ganar en visibilidad y derribar las puertas de Europa.

Durante los próximos días está prevista la asistencia de más de 1.000 empresas participantes provenientes de 50 países y más de 350.000 asistentes. Por primera vez en sus diez años de historia, España asiste al congreso como país invitado, junto a otros ya más veteranos como Suecia, Francia o Corea, grandes productores de videojuegos.

A la inauguración también participó Dorothee Bär, Ministra alemana de digitalización, Armin Laschet Primer Ministro de Renania del Norte Westfalia y Henriette Reker alcaldesa de Colonia. Todos estuvieron de acuerdo en la gran aportación de España al Gamescom y felicitaron al ministro por la incorporación del país.

Sorpresas en los juegos

Durante la inauguración también se han presentado varios videojuegos, primicias del Gamescom, como «Man of Medan», la primera entrega de una antología de terror llamada Dark Pictures, distribuida por Bandai, el cual crea una absorbente atmósfera de terror, relatando una historia donde los protagonistas encuentran un barco maldito abandonado a la deriva.

La conocida THQ Nordic ha presentado «Desperados», un juego de estrategia que recuerda al videojuego español Commandos pero ambientado en el lejano Oeste. Pero donde se han dirigido todas las ovaciones de la sala es hacia los creadores de Settlers, uno de los juegos alemanes con más éxito de la historia, y sin duda el más veterano, creado por Blue Byte. Los 25 años de Settlers se van a celebrar con «Settlers History», compuesto por los siete videojuegos reeditados este año, a la espera del siguiente juego que verá la luz en septiembre del año que viene.