keynote

Así son las cámaras del iPhone 6 y iPhone 6 Plus

Estas son las características y novedades que ha incluido Apple para el terreno fotográfico en sus nuevos teléfonos, que aún manteniendo los 8 megapíxeles en el sensor, se ha incorporado un estabilizador de imagen óptico por detección de fase

Actualizado:

Apple es consciente de la importancia que tiene la cámara de fotos para los usuarios de iPhone, muchísimos de los cuales la han convertido en su principal herramienta de fotografía.

Y como el resultado hasta ahora había sido sobresaliente -la compañía de Cupertino presume de que «todos los días se hacen más fotos con el iPhone que con ninguna otra cámara»-, la firma de la Manzana parece que se ha querido apartar de la carrera emprendida por los fabricantes Android de dotar a sus teléfonos de cámaras con sensores cada vez de más megapíxeles, y a diferencia de ello, solo ha evolucionado la cámara del iPhone 5S en el iPhone 6 lo suficiente para asegurar que las mejoras serán más que palpables.

De esta forma la nueva iSight, pese a que repite con sensor de 8 MP y apertura de ƒ/2,2, estrena la tecnología Focus Pixels, que permite enviar al sensor más información sobre lo que estás encuadrando para que el enfoque automático funcione más rápido y mejor gracias a sus píxeles de 1,5 micrones. Asimismo, también cuenta con una detección facial mejorada, que según Apple ahora reconoce caras a mayor velocidad y con mayor precisión, incluso a gran distancia o entre una multitud; un mayor control de exposición, que ahora varía hasta cuatro números f desde el panel de vista previa, es decir, puedes oscurecer o iluminar una foto o un vídeo con solo deslizar el dedo; nuevo modo para fotos panorámicas de hasta 43 megapíxeles.

Estabilización óptica de imagen

Como exclusividad el iPhone 6 Plus cuenta con estabilización óptica de imagen. Esta tecnología utiliza el chip A8, el giroscopio y el coprocesador M8 para medir el movimiento y desplazar la lente, compensando el temblor de la mano en condiciones de poca luz. También combina imágenes con tiempos de exposición largos y cortos para reducir el movimiento del sujeto. Esto permite conseguir mejores fotos con poca iluminación.

[Lea todo el análisis de Martín Arévalo en Mobility de ABC de Sevilla]