YouTubeEl juez que combate el maltrato animal con castigos creativos

Michael Cicconnetti se ha convertido en una celebridad a base de imponer condenas de lo más original

BITÁCORAS
Actualizado:

Maltratar a un animal es algo horrible, un comportamiento sencillamente inaceptable. Cada cierto tiempo conocemos a través de las noticias casos de auténtica tortura; sin embargo, los castigos que los culpables reciben no siempre son severos. En algunos lugares todavía no se considera un delito relevante. Es por ello que la implicación personal de un juez puede marcar diferencias a la hora de redactar la sentencia. El blog I Heart Dogs nos presenta a Michael Cicconnetti, un juez de Ohio (Estados Unidos) célebre por sus originales castigos a maltratadores de animales.

En cierta ocasión, Cicconnetti tuvo que idear un escarmiento para una mujer que obligaba a su perro a vivir en la basura. «Quiero que vaya usted al basurero del condado y busque el lugar con el olor más apestoso y horrible que pueda encontrar. Permanezca sentada allí durante ocho horas. Piense en lo que hizo a ese perro mientras huele aquello. Y si vomita, vomita», exigió en el juicio. Sin ir más lejos de lo que la ley le permite, el juez trata de hacer que los maltratadores sufran «incomodidad y vergüenza».

La sanción para una delincuente que abandonó 35 gatitos en el bosque también siguió ese criterio. «¿Le gustaría que le abandonasen en mitad de la noche? ¿Pasar horas escuchando a los coyotes y los mapaches que le rodean en la oscuridad? ¿Sentarse en el frío sin saber a dónde ir, o cuándo conseguirá algo de comer, o cuándo va a ser rescatada?», preguntó Cicconnetti a la infractora. Sentenció que debía pasar una noche entera en el bosque, completamente sola. Este vídeo de YouTube recoge el momento de su llegada, escoltada por la policía.

Este juez reclama más herramientas para perseguir a las personas que maltratan animales. Le gustaría que existiesen cursos obligatorios de rehabilitación, similares a los disponibles para jóvenes criminales. También propone que se practiquen exámenes de salud mental a los maltratadores, así como crear una base de datos con los nombres de aquellos que sean reincidentes, a fin de impedirles tener animales a su cargo.

Michael Cicconnetti está convencido de la eficacia de la justicia creativa y, si bien muestra una sensibilidad especial cuando los animales son las víctimas, suele imponer castigos 'diferentes' cada vez que puede, «siempre que el daño causado no sea grave ni nadie haya salido herido». En 2013, por ejemplo, obligó a un hombre que conducía bajo los efectos del alcohol a asistir a un curso de desintoxicación... y a ver desde cerca los cuerpos de personas fallecidas en accidentes de tráfico.

En España contamos con algún caso parecido. Seguro que has escuchado hablar del juez Emilio Calatayud, conocido por las originales sanciones que acostumbra a imponer a menores. Hacer el Camino de Santiago, aprender a leer y escribir o realizar una redacción de 200 folios figuran entre las medidas que ha elegido para impulsar la rehabilitación de jóvenes que infringieron la ley.