Test de Apgar
Test de Apgar - Wikimedia

Vinculan una puntuación 'normal' en el test de Apgar con un mayor riesgo de enfermedad y muerte

Un estudio asegura que a todos los recién nacidos se les debe asignar una puntuación Apgar a los 10 minutos, independientemente de su puntuación al minuto uno y cinco

MadridActualizado:

Un estudio observacional llevado a cabo sobre más de 1,5 millones de bebés y publicado en « BMJ» advierte que las puntaciones en el test de Apgar -la prueba que valora a recién nacidos poco después de su nacimiento- entre 7, 8 y 9 -considerados dentro del rango normal- se asocian con mayores riesgos de enfermedad e incluso de muerte en los recién nacidos.

Las probabilidades de problemas aumentan con puntuaciones «normales» menores a 10, pero los investigadores enfatizan que el riesgo sigue siendo bajo y ciertamente menor que para los bebés con puntuaciones fuera del rango normal. Apgar se refiere a Aspecto -color de la piel-, Pulso -frecuencia cardíaca-, Reacción cuando se estimula -respuesta refleja-, Actividad -tono muscular- y Respiración -ritmo respiratorio y esfuerzo respiratorio-. Los cinco valores se suman para obtener una puntuación global de cero a 10.

La prueba se realiza al bebé en dos ocasiones: al minuto de nacer y a los cinco minutos. A veces, si el estado físico del bebé es preocupante, se puede evaluar al bebé por tercera vez a los 10 minutos.

Las puntuaciones de menos de siete se consideran bajas y se sabe que conllevan un mayor riesgo de infecciones y problemas respiratorios, así como problemas a largo plazo como epilepsia o parálisis cerebral.

La prueba se realiza al bebé en dos ocasiones: al minuto de nacer y a los cinco minutos

Entre 7 a 10 se considera «dentro del rango normal» y, por lo tanto, tranquilizadora. Pero ningún estudio ha investigado si las puntuaciones normales de 7, 8 o 9 están asociadas con un mayor riesgo de enfermedad o muerte que una puntuación de 10.

Ahora, el equipo dirigido por Neda Razaz, el Instituto Karolinska (Suecia), ha comparardo las asociaciones entre las puntaciones de 7, 8 y 9 (frente a 10) con la enfermedad y la muerte de los recién nacidos.

Tras analizar los datos de más de 1,5 millones de bebés suecos nacidos a término completo entre 1999 y 2016, y después de considerar varios factores, como la edad de la madre, el peso (IMC) y el tabaquismo durante el embarazo, los investigadores encontraron que la puntación de 7, 8 y 9 en el minuto uno, cinco y 10 después del nacimiento se relacionaba con un mayor riesgo de infecciones, problemas respiratorios, lesión cerebral como resultado de la falta de oxígeno, niveles bajos de azúcar en la sangre y muerte en comparación con los bebés que tuvieron una puntación de 10.

Las investigadores advierten que se trata de un estudio observacional, por lo que no puede establecer la causa.

En resumen, los autores subrayan que sus hallazgos proporcionan «evidencia sólida para respaldar la proposición de que la puntuación Apgar óptima es de 10 en cada punto de tiempo (1, 5 y 10), y que a todos los recién nacidos se les debe asignar una puntuación Apgar a los 10 minutos, independientemente de su puntuación al minuto 1 y 5».