El asma es una de las afecciones infantiles más prevalentes
El asma es una de las afecciones infantiles más prevalentes - Archivo
SALUD PÚBLICA

El diez por ciento de los casos de asma se podrían evitar si se eliminara la obesidad infantil

Un estudio realizado en más de 500.000 niños encuentra que la obesidad entre los niños con asma parece aumentar la gravedad de la enfermedad

MadridActualizado:

El diez por ciento de los casos de asma en niños se podrían evitar si se eliminara la obesidad infantil, según una investigación que incluye datos más de 500.000 niños de EE.UU. dirigida por el Sistema de Salud Infantil de Nemours. La investigación ha sido publicada hoy en « Pediatrics».

«El asma es una de las afecciones infantiles más prevalentes y tiene un alto coste para los pacientes, las familias y el sistema de salud. Hay pocos factores de riesgo prevenibles para reducir la incidencia de asma, pero nuestros datos muestran que el control de la obesidad podría reducir significativamente el número de casos de asma», explica Terri Finkel, uno de los investigadores que participaron en el estudio. «Abordar la obesidad infantil debe ser una prioridad para ayudar a mejorar la calidad de vida de los niños y ayudar a reducir el asma pediátrica».

En este estudio retrospectivo se han revisado datos de una serie de pacientes de 2 a 17 años sin antecedentes de asma que habían acudido a 6 centros médicos entre 2009 y 2015. Los pacientes con sobrepeso u obesos se compararon con pacientes de peso normal misma edad, sexo, raza, origen étnico, etc. En total, el estudio incluyó datos de 507.496 niños.

Los resultados encontraron que la incidencia de un diagnóstico de asma entre los niños con obesidad era significativamente mayor que en los niños con peso normal y que del 23 al 27 por ciento de los casos nuevos de asma en niños con obesidad son directamente atribuibles a la obesidad.

Este es el primer estudio de este tipo que analiza la obesidad y el riesgo de desarrollar asma en una población pediátrica

Además, los investigadores comprobaron que la obesidad entre los niños con asma parece aumentar la gravedad de la enfermedad. El sobrepeso se identificó como un factor de riesgo, aunque menor, para el asma. Otros factores de riesgo para el asma incluyen el sexo masculino, tener menos de 5 años, etc.

«Este es el primer estudio de este tipo que analiza la obesidad y el riesgo de desarrollar asma en una población pediátrica», sostiene Finkel.

No obstante, el estudio tiene algunas limitaciones lo que impide que los investigadores saquen conclusiones absolutas sobre la naturaleza causal de la asociación entre la obesidad y el asma.