Agentes bolivarianos agreden a un fotoperiodista que cubre las protestas
Agentes bolivarianos agreden a un fotoperiodista que cubre las protestas

Catorce detenciones y más de cien agresiones contra la prensa durante las protestas en Venezuela

El Sindicato Nacional de Trabajadores del sector ha documentado al menos 90 episodios que vulneran los derechos a la información y a la libertad de expresión, entre el 31 de marzo y el 25 de abril

MADRIDActualizado:

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) ha denunciado la detención ilegal y arbitraria de al menos 14 periodistas y trabajadores de medios, en el marco de las protestas que se han venido celebrando desde el pasado 31 de marzo en las calles de Venezuela. «Se trata de una cifra alarmante y que dista mucho de las garantías que un Estado democrático debe proveer para el ejercicio de los derechos a decir y a saber», indicó a través de un comunicado la organización.

A partir de los testimonios de las víctimas y la documentación y denuncia de cada caso, el SNTP encontró que el 50 por ciento de estas detenciones han sido practicadas por la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), «evidenciándose además en los relatos, que los uniformados, lejos de facilitar las condiciones para el ejercicio profesional, hostigan, golpean, intimidan e imposibilitan cualquier intento por dar cobertura oportuna a las manifestaciones».

«El Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) ha practicado tres detenciones y el resto han estado a cargo de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y las policías regionales, que han hecho un uso excesivo de su autoridad, deteniendo y golpeando a reporteros«, asegurán.

En total han sido documentados por el SNTP, en 25 días, 90 hechos de violación a los derechos a la información, la libre expresión y al trabajo, en los que ha sido afectados directamente 106 trabajadores de la prensa, «quienes han sido detenidos, agredidos físicas y verbalmente, robados y atacados durante las coberturas de calle».

El SNTP rechaza estas acciones «que no solo contravienen el derecho a la información, sino el derecho al trabajo de quienes tienen por obligación reportar los hechos ocurridos en Venezuela. En este sentido, exhortamos a las autoridades a pronunciarse en rechazo a estas acciones y a castigar a quienes se valgan de su autoridad para agredir a estos trabajadores en todo el país».

Por último, piden a las partes en conflicto reprochar estas acciones y llamar a sus seguidores a respetar el ejercicio periodístico y de los trabajadores de La prensa.