Presentación del acuerdo de la Operación Chamartín en el Ministerio de Fomento, con Íñigo de la Serna y Manuela Carmena - MATÍAS NIETO / Vídeo: El Gobierno anuncia acuerdo para Madrid Nuevo Norte

Nueva fractura en Ahora Madrid: Ganemos tacha de «macropelotazo» la operación Chamartín de Carmena

La alcaldesa tiene hasta septiembre para que sus ediles díscolos apoyen el proyecto

MADRIDActualizado:

Cuantos más pasos da el gobierno de Manuela Carmena hacia la aprobación definitiva de laOperación Chamartín, el plan para prolongar el paseo de la Castellana que lleva 25 años atascado en los despachos, más enciende su críticas Ganemos, el sector díscolo de Ahora Madrid. El acuerdo consensuado entre el Ayuntamiento, el Ministerio de Fomento y Distrito Castellana Norte (formado por BBVA y la constructora San José) en julio 2017 se registró el lunes en el Consistorio.

Pero, para poder ver la primera piedra de esta importante operación urbanística, por delante aún queda una larga tramitación, cuyo impulso depende del resultado de la votación de esta iniciativa en el pleno del Ayuntamiento. Carmena tiene seis meses para convencer a ediles como Pablo Carmona, de Ganemos, que ayer afirmó que la nueva propuesta contempla «tibias mejoras para intentar maquillar el pelotazo».

El acuerdo pactado entre Consistorio, Fomento y DCN prevé la construcción de 10.510 viviendas y una edificabilidad de 2,66 millones de metros cuadrados, frente a los 17.000 pisos y 3,37 millones de metros cuadrados del Plan Parcial de 2015 que planteó el Gobierno de Ana Botella. El nuevo plan también incluye un gran centro de negocios y la reforma de la estación de Chamartín.

Tanto para Carmena como para su delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo (Podemos), el Consistorio ha sido capaz de «ir retocando» el proyecto para que fuera «lo que el Ayuntamiento de Madrid quería: un proyecto sostenible, absolutamente social», que es «el que necesita Madrid para el norte». Una posición similar a la que mostró la portavoz del PSOE, Purificación Causapié, que considera que este proyecto es «mejor» y «menos especulativo» que el del Gobierno del PP.

Trámite largo

Sin embargo, para Carmona no es más que el «mismo macropelotazo urbanístico que incluirán en sus programas electorales PP, PSOE y Ciudadanos». El edil de Ganemos planteó tanto al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, como al secretario de Análisis Estratégico, Íñigo Errejón, que se pronunciasen sobre el asunto.

Minutos antes de estas declaraciones publicadas en las redes sociales, Calvo afirmaba que confía en que el proyecto «Madrid Nuevo Norte» pueda ser aprobado en el Pleno municipal con un apoyo «unánime» por parte de todos los concejales, incluidos los ediles de Ahora Madrid.

En julio, si todo sigue según lo previsto, la Junta de Gobierno, en la que ya no participan ediles críticos, aprobará el plan. Pero no será hasta septiembre u octubre cuando tenga que ser refrendado por la mayoría del Pleno, donde sí tienen voz y voto todos los concejales de Ahora Madrid. Si sale adelante, la Comunidad de Madrid tendrá que autorizar la modificación del Plan General de Ordenación Urbana.

La oposición celebró ayer la «buena noticia», pero alertaron de que las posibles tensiones internas podrían producir nuevas dilaciones en la tramitación. El portavoz del PP en el Ayuntamiento, José Luis Martínez-Almeida, destacó que hubo «pequeño retraso» ya que el plan del Consistorio era aprobarlo antes de abril, por ello deseó que no se produzcan nuevas demoras y se cumplan los plazos anunciados por Fomento. Begoña Villacís, líder de Cs en la capital, dio por hecho que «nueve ediles de Ahora Madrid» no apoyarán el proyecto porque para ellos es «una cuestión ideológica».