Imagen de un simulacro de rescate a un bañista en la playa de Pinedo de Valencia
Imagen de un simulacro de rescate a un bañista en la playa de Pinedo de Valencia - EFE
Verano

La Comunidad Valenciana registró en julio el mayor número de ahogamientos de España

La autonomía ha registrado un total de dieciséis muertos en los espacios acuáticos

VALENCIA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La Comunitat Valenciana registró el pasado mes de julio el mayor número de personas muerta por ahogamiento en los espacios acuáticos, un total de 16, seguida de Cataluña (14), Castilla y León (11), y Andalucía y Galicia, con 9 respectivamente.

Según el Informe Nacional de Ahogamientos que elabora la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo, un total de 94 personas han muerto ahogadas en espacios acuáticos durante julio en España, un 56,7 % más que en el mismo periodo del año anterior, y coloca a este mes como el que más muertes por esta causa ha registrado en los dos últimos años.

Además, julio se queda a solo una víctima de igualar la peor cifra de último quinquenio, los 95 fallecimientos de 2017, han indicado las mismas fuentes.

Entre el 1 de enero y el 31 de julio han perdido la vida en espacios acuáticos 232 personas, casi un 25 % más que en el mismo período del año anterior.

La Comunitat Valenciana, además, ha registrado el 12,5 % de fallecidos en ese periodo con un total de 29, por delante de Andalucía y Cataluña con 27 en cada caso (11,6 %), Galicia con 26 (11,2 %) y Canarias con 23 (9,9 %), mientras que no se han registrado ahogamientos mortales en los espacios acuáticos de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

La Real Federación ha venido advirtiendo del aumento de muertes por ahogamiento desde mayo pasado y que durante julio se estaba registrando una media de tres fallecimientos al día por este motivo.

Más de la mitad de los muertos por ahogamiento en julio (49) tenían entre 45 y 74 años, los que tenían 75 o más años representan una de cada cinco muertes.

Siete de cada diez casos se dieron en espacios acuáticos sin vigilancia y la mitad (54 %) se produjeron en playas, el 17 % en ríos, el 9 % en piscinas y el 20 % en «otros», en los que se incluyen puertos, canales, pozos o mar abierto.