El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el líder de Podemos, Pablo Iglesias, durante la reunión mantenida esta mañana en el Congreso de los Diputados - EFE

Iglesias asegura que Sánchez le ha propuesto un «Gobierno de cooperación»

PSOE y Podemos mantendrán a partir de ahora «reuniones más discretas» para pactar la investidura del presidente

MadridActualizado:

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, han acordado en la reunión que han mantenido con vistas a la investidura «empezar a trabajar en un Gobierno de cooperación». Así lo ha desvelado Iglesias al término de su cita en el Congreso de los Diputados, que ha durado una hora y cuarto, y que, a su juicio, «ha ido bien».

«(Sánchez) nos ha propuesto empezar a trabajar un gobierno de cooperación», ha asegurado el líder de Podemos, que sitúa la propuesta socialista al mismo nivel que la fórmula de coalición. «Si el PSOE prefiere utilizar semánticas diferentes para nosotros eso es lo de menos», ha continuado.

Pero cada uno ha interpretado la reunión a su manera: mientras Iglesias ha explicado que el significado de cooperación y coalición «es el mismo», la portavoz socialista, Adriana Lastra, ha considerado lo contrario. En el PSOE piensan que la aceptación de «un Gobierno de cooperación» no significa que Podemos vaya a ocupar puestos en el Ejecutivo.

«Creo quiere negociar un gobierno con nosotros, tengo la sensación de que Sánchez no me está mintiendo», ha expresado el líder de Podemos que, según ha explicado, mantendrá a partir de ahora «reuniones más discretas» para dar forma «a un acuerdo de gobierno conjunto» con el candidato a la investidura. «Compartimos que hay una mayoría progresista que nos quiere ver juntos», ha dicho Iglesias.

Apoyos en la investidura

Los socialistas defendían hasta ahora un Gobierno en solitario, mientras que el líder de Podemos insistía en un Ejecutivo de coalición que «garantice» los acuerdos programáticos entre ambas formaciones. Iglesias lamentó ayer, durante una entrevista en TVE, que Sánchez no esté trabajando los apoyos de su investidura: «No voy a negociarle la mayoría absoluta a Pedro Sánchez dos veces», aseguró el secretario general morado, que considera que fue él quien negoció con todos los grupos la moción de censura a Mariano Rajoy. «Que el PSOE de los curre (los apoyos)», aseveró ayer.

Aunque desde Podemos insisten que proponer nombres no es la prioridad, el secretario general de Podemos aseguró ayer que no quieren ocupar ningún «ministerio de Estado», pero sí «carteras sociales». Por su parte, desde Ferraz insistieron ayer en el ejecutivo monocolor y advirtieron de una investidura fallida que aboque a nuevas elecciones si no se consigue. «La amenaza de repetición de elecciones de (José Luis) Ábalos no gustó a nadie», zanjó Iglesias. Desde Podemos consideran que el secretario de Organización se anticipó a cerrarles todas las puertas.

Su último encuentro se celebró el 7 de mayo en La Moncloa, pocos días después de las elecciones generales del 28 de abril. Aquel día, tras una reunión de más de dos horas, Iglesias compareció en una brevísima rueda de prensa para asegurar que había sido «un punto de partido inmejorable» y que iban se habían «puesto de acuerdo en trabajar para ponerse de acuerdo». Luego, todo se truncó. No hubo más contactos entre los dos líderes hasta hoy. «Llevo dos semanas sin hablar con Sánchez», aseguró Iglesias la semana pasada.