Recetas para elegir y exprimir al máximo un máster

Empleabilidad, gustos personales, manejar los tiempos para acertar con el momento... Escoger la mejor opción formativa en un mar de ofertas es una tarea compleja que requiere un completo ejercicio de reflexión

MADRIDActualizado:

1. Motivación: ¿Qué te gusta y qué no te gusta? Tenerlo claro es un punto de partida esencial para elegir el máster. «Cada uno debe explorar las motivaciones porque muchas veces vamos condicionados», afirma Fernando Guijarro, director general de Morgan Philips Hudson Talent Consulting. Además aconseja relativizar la elección «porque ya no te condiciona tanto tu futuro como antes, ahora la formación es constante y se cambia mucho de trayectoria».

2. ¿Para qué lo necesitas? Es importante tener claro si te hace falta o no realizar un máster. «Saber para qué lo necesitas te permite dirigirte a un tipo u otro de programa», explica Julián Trigo, director de Admisiones de IE Bussiness School. «Los futuros alumnos se deben preguntar dónde quieren estar dentro de 3-5 años», añade. El máster te puede aportar más conocimiento de tu sector o permitir un cambio profesional.

3. Manejar los tiempos: Debes cuestionarte cuál es el mejor momento para realizar estos estudios. «Es importante decidir si se sigue estudiando nada más acabar el grado, apostando por una especialización, o si prefieres tener antes una experiencia profesional y poner en práctica lo aprendido», subraya Jorge Guelbenzu, director general de Infoempleo. Cada persona es distinta y se debe evitar elegir condicionado por presiones externas.

4. Internacionalidad: «Contar con alumnos y profesores internacionales es enriquecedor desde el punto de vista cultural y laboral», opina Raquel Esteban directora académica y de innovación de la Escuela Universitaria Real Madrid – Universidad Europea. Además, «se debe tener en cuenta si el máster incluye estancias internacionales». Si se opta por estudiar en un centro español, cursar los estudios en otro idioma abre más puertas.

5. Costes: Cursar un máster supone una inversión de tiempo y dinero que debe analizarse. Se deben tener en cuenta las limitaciones que existan en cada caso. «Hay distintas formas de financiarse, entre ellas ahorro, padres y préstamos. Pero existen ayudas de las escuelas y de las empresas», avisa Julián Trigo. Igual de importante es saber «qué tiempo le puedes dedicar. Hay horas presenciales, de desplazamiento y de estudio», recuerda Guijarro.

6. Proceso de selección: En ocasiones no se trata solo de elegir el máster sino que el máster te elija también a ti. Muchas veces «los procesos de selección son rigurosos para garantizar que se eligen a los mejores», señala Julián Trigo. Por eso recomienda hablar con antiguos alumnos y prepararse bien la entrevista y el resto de prueba. El proceso puede ser difícil y cuanto mejor se prepare más opciones tendrás de ser elegido.

7. Institución y docentes: El centro y los profesores influyen al seleccionar el máster. Los ranking son una buena herramienta para conocer los centros de mayor prestigio. «Es algo que te acompañará el resto de tu vida en el CV», puntualiza el director de Admisiones de IE Bussiness School. Sobre los docentes, «se recomienda un equilibrio entre el perfil académico de los profesores y su experiencia profesional».

8. Programa: «Es importante analizar el programa del máster para saber si cubre tus expectativas», apunta Guelbenzu. Las escuelas ofrecen mucha información de cada especialización que se debe conocer antes de matricularse. Los estudios de posgrado «deben ser prácticos y de vanguardia, que te permitan participar en proyectos reales», recuerda Raquel Esteban. Por ese motivo la posibilidad de realizar prácticas «es algo vital», añade.

9. Networking: La red de contactos que logres entre los profesores y compañeros de estudios puede ser decisiva para tu futuro laboral. «Te abre muchas puertas para encontrar e incluso seleccionar trabajo», afirma Raquel Esteban. Cuanto más internacional sea esa red, más opciones tendrás de trabajar en el extranjero. Y no hay que olvidarse de las empresas que se visitan durante los estudios, es otra forma de aumentar los contactos.

10. Salidas profesionales: Teniendo en cuenta la inversión que se realiza en el máster, debes buscar que te garantice o encauce la empleabilidad. Puedes consultar las ofertas que hay en el mercado para ver qué tipo de máster están más solicitados. Fernando Guijarro recuerda que hoy en día es un factor decisivo para encontrar trabajo. Por eso conviene conocer las tendencias del mercado laboral para prepararse ante las nuevas demandas.